Informe

Mercantiles sanjuaninos: entre la crisis actual y un futuro con menos trabajo

Este lunes los trabajadores del comercio disfrutaron del feriado porque era su día. Aprovechando la fecha, una reflexión con el sindicato que los agrupa sobre cuáles son los desafíos para el sector con más trabajadores privados de San Juan. 
lunes, 30 de septiembre de 2019 · 17:09

Este lunes 30 San Juan amaneció con la mayor parte del comercio cerrado, por el festejo del Día del Empleado de Comercio. Se trata de uno de los pocos feriados que tienen muchos trabajadores en la provincia, sobre todo quienes trabajan en shoppings y paseos que abren de lunes a lunes. En medio del día de descanso, Tiempo habló con el sindicato que defiende a los mercantiles, el sector con más trabajadores de San Juan.

La mayoría de los locales del microcentro estaban cerrados este lunes. para el Feriado del Día del Empleado de Comercio. 

Los desafíos de los empleados de comercio se dividen en dos grandes grupos: los actuales y relacionados con la crisis económica y los futuros que llegarán con los avances de la tecnología.

El primer grupo, y el más urgente, tienen que ver con que el comercio lleva más de un año de caídas en las ventas. Sólo en agosto los números cayeron un 18%, una realidad que impacta en el cierre de comercios, pérdidas de los puestos de trabajo y precarización de muchos de los existentes. “Los trabajadores están preocupados, sobre todo en las ventas de electrodomésticos, pero también quienes venden calzados y hasta los supermercados, que también han perdido clientela”, explicó Mirna Moral, Secretaria General del Sindicato de Empleados de Comercio.

El microcentro sanjuanino es uno de los sectores más golpeados de la provincia. Un ejemplo es la Galería Paseo del Sol, que de los 60 locales ya tiene menos de 30 abiertos y es raro encontrar personas caminando en el interior. En un relevamiento de Tiempo de San Juan, trabajadores del lugar aseguraron que cada vez está más complicado, que hubo un plan de sumar un bar en su interior y que quedó en la nada y que la falta de mantenimiento también habría ahuyentado a clientes.

Locales cerrados y otros directamente desmantelados en el interior del Paseo del Sol.

Las dificultades económicas se convierten también en acoso por parte de algunos empresarios inescrupulosos, denunció Moral. Es que la gremialista aseguró que muchos jefes están “buscando echar con causa a los trabajadores para no pagar indemnización”. Como ejemplo citó el caso de la sucursal local de Falabella, que habría puesto “cámaras ocultas en lugares privados de los trabajadores”.  

Durante los últimos meses el SEC ha trabajado en varias denuncias y procedimientos de empresas locales en la Subsecretaría de Trabajo, denunciando falta de pagos, demoras y algunos intentos de despidos. Aun así, Moral remarcó que en San Juan todavía no se han visto cierres masivos de cadenas nacionales, como sí ocurrió con Musimundo por ejemplo en otras ciudades, y aclaró que “el esfuerzo está puesto en conservar puestos de trabajo”.

La tecnología, ¿como enemigo?

El futuro cercano del trabajador de comercio tiene un gran nubarrón negro a la vista. Se trata de los cambios en el consumo que se traslada al e-commerce que se están dando cada vez más rápido y que terminarán afectando la cantidad de puestos de trabajo.

Mientras las ventas del comercio tradicional bajan cada vez más, en el último año de recesión y crisis las ventas por internet subieron más de un 50% en Argentina. No hay estadísticas provinciales de cuánto han crecido las compras en plataformas, pero existe un ejemplo que ilustra esta realidad. Se trata de la sucursal del Correo Argentino de la provincia, lugar de llegada y salida de la mayoría de las compras a través de Mercado Libre.

Leyenda

La oficina local no tiene estadísticas oficiales, pero varios de los trabajadores aseguraron a Tiempo de San Juan que se ha visto un crecimiento importante no sólo de los paquetes que llegan, sino también de los que salen. Además, la demanda creció tanto en el último año que la institución se vio obligada a abrir una oficina aparte sólo para atender los clientes de Mercado Libre. En el lugar hay tres personas atendiendo, una cantidad similar a la que se puede encontrar en el sector de correo propiamente dicho.

Ante este crecimiento que parece imparable, el comerciante tradicional tiene poco para competir. Es que muchas veces en internet se pueden encontrar los mismos productos hasta con un 40% de rebaja. Que el comprador se traslade desde el local tradicional a internet tiene como principales afectados a los trabajadores del sector.

Los cajeros autoservicio o de autocobro, otra herramienta que significa menos personal en los negocios. 

Mirna Moral aseguró que a largo plazo es uno de los principales problemas para los trabajadores de comercio. “Se pierden puestos de trabajo, sabemos que se van a perder, así que nuestro principal objetivo es capacitar a los empleados para que se puedan reinsertar”, explicó la sindicalista.

Además de darles herramientas para buscar en otros sectores, con capacitaciones laborales relacionadas a oficios, el sindicato apunta a que quienes pierdan su puesto en el estilo de venta normal lo puedan recuperar aplicándose también a las nuevas tecnologías. “En los supermercados ahora está el sistema de cajas automáticas, donde el cliente hace sólo la transacción. Pero esa máquina se rompe y alguien tiene que arreglarla. Queremos que el que era cajero aprenda a repararlo y volver a reinsertarse en el mercado”, explicó Moral.

Más de

Comentarios