En Capital

¿Apareció una nueva iglesia evangélica en San Juan? La realidad de un sector que pisa cada vez más fuerte

Ocuparán un lugar para albergar a unas 2.000 personas en pleno microcentro ¿Quiénes son? ¿Cuántas iglesias evangélicas aparecieron en este último tiempo en la provincia? ¿Qué se sabe de sus dueños?
domingo, 9 de mayo de 2021 · 10:37

Hace unos meses se veía a varios obreros trabajando en un local de Avenida Libertador donde solía estar un conocido café, pero nadie sabia quién, o qué, iba a ocupar el inmueble de grandes dimensiones. El sitio en cuestión está en un punto estratégico entre calles Aberastain y Caseros,  atravesado por la conocida avenida en pleno microcentro sanjuanino. Y fue en estos días que el proceso de construcción terminó y la incógnita fue develada.

Se trata de la iglesia evangelista Jezreel "Dios hace crecer" la que finalmente se instalará en dicha zona.

Según pudo conocer Tiempo de San Juan, es un cambio de sede de una iglesia que trabaja en la provincia hace varios años y en esta oportunidad decidieron abrir una nueva "filial" en un local que tiene capacidad para 2000 personas en pleno centro. 

La directora de Culto de la provincia, Liliana Olguín, habló con este diario y explicó que "en el caso de Jezreel es una iglesia que trabaja hace 12 años en San Juan y ahora decidió cambiar de sede porque estaban buscando un lugar más grande". Y agregó que "a medida que una iglesia va creciendo va abriendo distintas filiales para llegar a los distintos departamentos". También explicó que "la mayoría de las iglesias están concentradas en Rawson y Chimbas, pero en todos los departamentos hay iglesias evangélicas".

En la provincia hay un total de 128 iglesias evangélicas y no hay un solo departamento donde no exista una sede central o filial, según explicaron desde la Dirección de Culto dependiente del Ministerio de Gobierno de San Juan. Dicha religión pisa cada vez más fuerte en la provincia y la prueba de esto son las llamadas "filiales", que se habilitan cuando una de estas instituciones logra superar cierto número de adeptos y deciden abrir un nuevo punto de culto. En esos casos se inician los trámites correspondientes en el Ministerio de Relaciones Exteriores, Comercio y Culto, donde hay varios pasos a seguir y luego con ayuda de la entidad provincial quedan oficialmente anotadas en el registro de "religiones no católicas".  

Los pastores de la nueva sede. 

"De las 20 inscripciones que hemos mandado entre el año pasado y ahora dos se han anotado como sedes filiales. Las demás son sedes centrales y hay dos establecimientos que hicieron cambio de domicilio", sostuvo Olguín. Y agregó que "muchas de estas iglesias están cedidas en comodatos o pertenecen al mismo pastor. También hay muchas iglesias que se nuclean como fundación y tienen su lugar de culto". El comodato es un préstamo de uso, en el que una de las partes entrega a otra gratuitamente algún bien no fungible, mueble o inmueble para que se sirva de ella y restituya la misma cosa recibida.

Los pasos para anotar cualquier culto son extensos y existen varios controles al respecto. "En la provincia dentro del registro de cultos tenemos a todos los cultos no católicos. Algunos han sido rechazados porque tienen que tener un comodato o el alquiler tiene que decir específicamente que es para un lugar de culto. Luego un escribano certifica ese inmueble como un lugar de culto". Pero esos procedimientos no siempre se respetan y en algunos casos el Estado tiene que quitar la habilitación por algún incumplimiento. "Nos pasó en un caso con un salón de eventos que ellos ponían esa dirección como un templo de culto y no correspondía. Entonces tuvieron que buscar otra sede", finalizó Olguín.   

¿Quiénes son los evangélicos?

El término es genérico e identifica la forma en que se reconocen y reconocemos a todos los grupos vinculados de diversas maneras a la reforma protestante. Protestantes, bautistas, metodistas, menonitas y a los pentecostales que, como veremos, es la rama evangélica que más ha crecido en el siglo XX en todo el mundo y está en el origen de las preocupaciones políticas actuales. De todo esto surge una premisa sociológica, política e incluso ética: es injusto caracterizar a los evangélicos en su totalidad como homogéneos, y muchísimo más lo es identificarlos como una totalidad a partir de una parcialidad percibida desde el más puro desconocimiento.

¿En qué creen los evangélicos?

El protestantismo es el antecedente y el marco histórico del conjunto de las iglesias evangélicas. Constituye un movimiento cristiano que, a diferencia del catolicismo, basa la autoridad religiosa de forma exclusiva en la biblia (y por eso su religión es evangélica en vez de apostólica cómo el Catolicismo). A la idea de sólo por medio de la Sagrada Escritura el protestantismo añade las ideas de sólo por la fe, sólo por la gracia, sólo a través de Cristo y sólo para la gloria de Dios. Desde el punto de vista evangélico, ser evangélico no es una “religión” en el sentido de una burocracia o un ritual, sino un encuentro personal con Jesús, con el Espíritu Santo y a través de él con Dios.

Las iglesias protestantes no reivindican una autoridad humana suprema al modo de un papado, no practican el culto a los santos ni a la Virgen María. No poseen una instancia centralizada de dirección, pero tienen liderazgos que surgen cada tanto y resultan transversales a distintas ramas. También hay asociaciones de segundo grado que cumplen una función de representación corporativa limitada. Pero la verdad es que la mayor parte de las iglesias que está por fuera de esas asociaciones y las que pertenecen a distintas asociaciones no tienen toda su existencia controlada por esas redes. Aquí más datos sobre la doctrina.

Fuentes: Dirección de Culto de San Juan, Ministerio de Relaciones Exteriores, Comercio y Culto de la Nación y Revista Anfibia. 

Comentarios