LEGISLATURA

Los diputados bloquistas piensan en la reconciliación

El bloque orgánico tiene cuatro miembros. El de los disidentes cuenta con otros dos. De uno y de otro lado no descartan un intento de unificación el año próximo. Primero habrá que pasar la interna partidaria. ¿Termina la división?. Por Daniel Tejada.
miércoles, 23 de diciembre de 2015 · 07:40
Por Daniel Tejada
Canal 13 San Juan

Los votos pusieron bloquistas por todas partes el 10 de diciembre y la Legislatura es el claro ejemplo de ello: una bancada de cuatro diputados orgánicos, alineados con el Frente para la Victoria, y otra de dos diputados disidentes, alineados con el Frente Compromiso con San Juan. Al menos así llegaron. Pero la división podría no ser eterna. Ni de uno ni de otro lado descartan unirse.

El zondino Edgardo Sancassani lo reconoció abiertamente a Tiempo de San Juan. Dijo que podrían reencontrarse todos los bloquistas en algún  momento dentro de la Legislatura, aclarando que no será ahora, pero sí en el marco de la renovación de autoridades del año próximo.

Hecho el convite, el chimbero Andrés Chanampa recogió el guante y aseguró que "las puertas siempre estuvieron abiertas”. No será tema de debate en lo inmediato, pero las líneas quedarán abiertas luego de las vacaciones de enero.

La clave estará dada en la renovación de autoridades partidarias en 2016. Con el kirchnerismo fuera del poder y una discreta simpatía disidente con el macrismo, parece abrirse una puerta a la reconciliación interna con los ojos puestos estrictamente en San Juan.

La diputada nacional y presidenta del partido de la estrella, Graciela Caselles, reconoció días atrás en Banda Ancha (Canal 13) que estaba recibiendo llamados telefónicos de dirigentes de la oposición interna. Cambió el tono confrontativo. Pero quedan heridas por sanar y llevará un tiempo el proceso.

Del lado de Caselles, el argumento fuerte es la recuperación del partido en comparación con el piso histórico tocado en 2003. En sociedad con el PJ, el bloquismo hoy logró retener su espacio en el Congreso Nacional hasta 2019 y sumar cuatro bancas en la Legislatura: una proporcional para el ex intendente iglesiano Mauro Marinero y tres departamentales para Jorge Espejo (Iglesia), Andrés Chanampa (Chimbas) y Carlos Maza Pezé (Angaco).
 
Además retuvo su vocalía en el Tribunal de Cuentas para Laura Yanzón y en el Instituto Provincial de Exploraciones y Explotaciones Mineras (IPEEM) para Alejandro Genest.

Tampoco les fue mal a los bloquistas que jugaron dentro de Compromiso con San Juan. Ganaron una banca proporcional para César Aguilar y una departamental para Edgardo Sancassani (Zonda). Además, por decisión de Roberto Basualdo, Enrique Conti fue a la vocalía que les corresponde como primera minoría dentro del Tribunal de Cuentas.

Pero en este escenario local hay terceros en juego. El bloquismo orgánico mantiene un vínculo político fuerte con el gobernador Sergio Uñac y el diputado nacional José Luis Gioja. Nada permite anticipar una ruptura por ese lado.

Mientras tanto, el bloquismo disidente tendió lazos sólidos con Basualdo y los socios de Compromiso con San Juan, que se remontan a 2013. Pero los herederos del cantonismo, más allá de sus alianzas de coyuntura, han demostrado autonomía de movimiento dentro de la Legislatura. Bastan como ejemplos la ruptura de Sancassani con el Frente para la Victoria en la gestión anterior y el salto del basualdismo al oficialismo con camino inverso en ocasión electoral, de parte del zondino Miguel Atampiz cuando era diputado.

Lo dicho: hay bloquistas por todas partes. Por primera vez hay ganas de reencontrarse y no lo esconden.

Galería de fotos

Comentarios