En Capital Federal

La Justicia mendocina ordenó allanar Cablevisión y Clarín acusa al grupo Vila-Manzano por la medida

La Gendarmería allanó la sede de la empresa Cablevisión en Capital Federal, por la orden del juez Federal de Mendoza Walter Bento en el marco de una investigación por 'irregularidades' en la administración del servicio de cable.
martes, 20 de diciembre de 2011 · 14:30

Gendarmería allanó esta mañana la sede de la empresa Cablevisión, del Grupo Clarín, por una orden judicial en el marco de una investigación por "graves irregularidades" en la administración del servicio de cable.

Una delegación de Gendarmería allanaba las oficinas que la compañía posee en Hornos 690, en el barrio porteño de Barracas, en busca de documentación que aporten datos a la investigación, según dijeron fuentes consultadas por Noticias Argentinas.

La publicación digital del diario Clarín, nave insignia del Grupo que administra a Cablevisión, informó que la orden de allanamiento pertenece a la justicia de Mendoza, donde la empresa no tiene operaciones.

"Y sería a raíz de una denuncia del grupo Vila-Manzano, alineado con el kirchnerismo. El hecho se da en el marco de una agudización de los ataques del Gobierno al grupo Clarín", señaló el Grupo en el sitio web.

El comunicado de Clarín completo:

En un hecho que no cuenta prácticamente con antecedentes, efectivos de la Gendarmería nacional allanaron y ocuparon sorpresivamente la sede de la empresa Cablevisión. Fue por una orden de la justicia de Mendoza, donde la compañía no tiene operaciones, a raíz de una denuncia que habría presentado el grupo Vila-Manzano, alineado con el kirchnerismo.

Esta mañana, más de 50 efectivos de la Gendarmería llegaron a la sede de Cablevisión en el barrio de Barracas acompañados no solo por funcionarios judiciales sino, también, por las cámaras de 6, 7, 8, el programa ultraoficialista del canal estatal.

Además del allanamiento, ocuparon el noveno piso del edificio, donde están encerrados pidiendo todo tipo de documentación a ejecutivos de la compañía. También revisaban las bolsas de cada persona que entraba a la sede de la compañía.

La orden fue dictada por la Justicia de Mendoza. Y la denuncia que habría originado la decisión judicial habría sido hecha por el grupo Vila-Manzano, con empresas de medios en Mendoza pero también en otras partes del país. El Grupo es un aliado fundamental del Gobierno y ayer expresó públicamente su apoyo al proyecto para controlar Papel Prensa.

El único antecedente con el que cuenta el inusual y sorpresivo operativo fue el allanamiento que realizaron más de 300 inspectores de la AFIP a Clarín. (Fuente: mdzol.com)

Comentarios