Investigación judicial

Adolescente prostituída: puede haber más detenciones, la clave es la tía “madama” y su celular

El escandaloso caso que tiene como principales acusados a la mujer de 32 años y, además, a un empresario y un dirigente social como presunto “clientes”, tendría más derivaciones y más implicados.
lunes, 22 de marzo de 2021 · 21:41

El celular de la mujer señalada como “madama” y acusada de prostituir a su propia sobrina con un empresario y a un dirigente social, puede abrir una verdadera Caja de Pandora. Las pericias en su teléfono móvil son claves para establecer si la imputada entregó a la adolescente a otros hombres, lo que podría derivar en más detenciones. También revisaran el celular de la jovencita para saber si, a través de su tía, tuvo encuentros con otros adultos.

Lo que hay hasta el momento es que la mujer de 32 años y tía materna de la adolescente, supuestamente, hizo de entregadora de esa jovencita de 14 años para que mantuviera encuentros sexuales con el empresario Carlos Hugo Cassab y el dirigente social y ex futbolista Roberto Galván.

La que puso al descubierto el caso de la presunta “madama”, fue su hermana y madre de la adolescente. El 17 de este mes, la mujer se presentó al Centro ANIVI y denunció que su hermana estaba prostituyendo a su hija de 14 años. La misma jovencita le habría contado todo esto y mencionó al empresario Cassab y a Galván como los hombres que estuvieron con ella por intermediación de su tía. Con uno de ellos mantuvo encuentro, al menos, cuatro veces, según la imputación fiscal.

La tía. Esta es la mujer sospechada de prostituir a su hija.

Las revelaciones de tal denuncia, obligó a los fiscales Valentina Bucciarelli y Francisco Micheltorena a pedir las detenciones de los involucrados. La principal sospechosa está imputada de promoción y facilitación a la prostitución de una menor, un grave delito que tiene castigo de 10 a 15 años de cárcel. Cassab y Galván, los supuestos clientes, quedaron detenidos por supuesto estupro.

La investigación por ahora se centra en ellos tres, pero la causa puede tener derivas impensadas. Y son cruciales las pericias en los celulares secuestrado a la menor y a la tía. Sucede que a partir de los registros de contactos, llamadas y mensajes pueden encontrar muchas sorpresas, explicó un funcionario.

Creen que ese celular contiene secretos que salpicarías a muchas personas más y eso podría terminar con más detenciones. Porque por ahora se habla sólo de Cassab y Galván, como supuestos clientes, pero, si la sospecha es que la tía hacía de “madama”, no descartan que haya entregado a la adolescente a otros hombres y que quizás hizo lo mismo con otras menores de edad. Todo eso se sabrá cuando revisen el celular de la detenida y de su sobrina.

El caso pone al descubierto el mundo del negocio del sexo y la supuesta prostitución infantil en San Juan. Y la principal sospechosa es esa mujer de 32 años que se mostraba como promotora, relacionista pública y hasta de modelo con un alto perfil en las redes sociales, y que ahora se encuentra presa.

Comentarios