Estudiantes goleó a Quilmes y sueña con la Libertadores

sábado, 17 de octubre de 2015 · 22:42

Estudiantes goleó esta noche a Quilmes por 4-1, en el estadio Ciudad de La Plata, y trepó a puestos de Liguilla Pre-Libertadores, en un atractivo partido por la 28va. fecha del torneo de fútbol de Primera División.

Los goles del conjunto que dirige Gabriel Milito los convirtieron el delantero Carlos Auzqui (4m. ST y 16m. ST) y volante Lucas Rodríguez (5m. ST y 35m. ST); mientras que para el equipo visitante marcó el mediocampista Sebastián Romero (44m. PT).

Estudiantes, con este resultado, llegó a 48 puntos y alcanzó el sexto puesto (cuarto y último lugar de la Liguilla); en tanto que Quilmes, que dejó un invicto de diez encuentros (primera derrota desde la llegada de Facundo Sava), se quedó con 42 unidades.

Los primeros 45 minutos mostraron a dos equipos con neta vocación ofensiva, a pesar de jugar con diferentes dibujos tácticos.

Estudiantes, con un 4-2-3-1, tuvo un buen comienzo y, en el cuarto de hora inicial, dispuso de dos chances de gol: un tiro de Rodríguez (14m.), que se estrelló en el palo izquierdo y un cabezazo de Auzqui (15m.), que contuvo Walter Benítez.

Quilmes, con un 4-3-1-2, tardó un poco en acomodarse en el campo de juego, pero una vez que lo hizo generó un circuito futbolístico con Rodrigo Gómez, como abanderado, junto a Alexis Canelo y Claudio Bieler, los dos puntas.

Sin embargo, el conjunto del 'Colorado' Sava se puso en ventaja, a los 44 minutos de la primera etapa, con un gol de Romero, tras una grosera falla de la defensa local.

El DT Milito, en el entretiempo, mandó a la cancha a Luciano Acosta (enganche) por Gastón Gil Romero (volante central) y el equipo ganó en volumen de juego y profundidad. Gran acierto del entrenador.

Es que Estudiantes en apenas 120 segundos dio vuelta el marcador con los goles de Auzqui (4m.) y Rodríguez (5m.), ante el asombro de propios y extraños.

Es que Quilmes había mostrado, hasta ese momento, orden en la mitad de la cancha y solidez en el fondo. De hecho al arquero Walter Benítez le quebraron una racha invicta de 417 minutos.

El equipo platense, pese a la ventaja, buscó el tercero. Y lo consiguió, a los 16 minutos, nuevamente a través de Auzqui, tras un exquisito pase de Acosta.

Quilmes buscó el descuento, pero Estudiantes se defendió muy bien. Y encima sobre los 35 minutos, otra vez marcó Rodríguez y no solo redondeó un gran triunfo por 4-1 sino que además dio un pasito más en su afán de jugar la Liguilla Pre-Libertadores.

Valorar noticia

Comentarios