Copa Argentina

Boca sigue enamorando con su costado utilitario

El Xeneise venció a Central Córdoba por 2 a 0 sin sobrarle nada en el estadio sanjuanino de Pocito ante 18 mil personas que lo observaban.
jueves, 01 de marzo de 2012 · 01:38
Por Marcos Ponce
Tiempo de San Juan

Al actual campeón del fútbol argentino le sobran las críticas sobre su manera de jugar, pero el equipo de Falcioni acalla esas críticas con resultados. Y anoche por los 16vos. de final de la Copa Argentina que se jugó en San Juan, no fue la excepción en la victoria que consiguió con equipo alternativo ante Central Córdoba por 2 a 0 con goles de Nicolás Blandi y Sergio Araujo.

Las 18 mil personas que se acercaron al gigante pocitano del estadio del Bicentenario pudieron observar con sus propios ojos que cualquiera de los equipos que presente Boca no le sobran demostraciones de “jogo bonito”, pero sí de efectividad.

El partido ante Central Córdoba comenzó con el equipo rosarino igualando con sus ansias de gloria el orden y la estrategia que tanto caracterizan a la versión de Boca de Julio Falcioni, técnico del Xeneise. En los primeros minutos parecían que no existían diferencias entre dos equipos que los separa varias categorías. Pero una vez más la calidad individual, junto al incesante apoyo de los hinchas del equipo de la ribera, lograron abrir el marcador y destrabar un partido que se mostraba chivo hasta los 41 del primer tiempo.

Luego del gol y el posterior descanso, Boca comenzó a tomar las riendas del partido hasta dominarlo totalmente con un gran gol de Araujo a los 21 del complemento. Con eso bastó para asegurarse la victoria y la clasificación a la siguiente fase de la competencia que el próximo 25 de mayo tendrá a San Juan como la sede en donde se disputará la final. 

Pero todo el espectáculo que faltó en el campo de juego, lo pusieron los hinchas en las tribunas. Veinte minutos antes del comienzo del partido el puñado de hinchas de Central Córdoba que se ubicaron en el codo sur de la platea este comenzaron a cantar y esto generó que los de Boca no se quedaran atrás y se vivió un emotivo duelo de hinchadas.

En el momento del ingreso de los equipos cada parcialidad mostraron lo suyo, con obvias diferencias relacionadas con la cantidad de gente que favorecía ampliamente a Boca, pero poniéndole todo el color necesario para seguir alimentando el folklore argentino que es único en el mundo.

Boca le ganó a un equipo muy inferior sin sobrarle nada, pero demostrando que su efectividad y su gente es lo que lo diferencia permitiéndole seguir alimentando la mística de un club que ha sabido ganar todo y que quiere retomar esa senda.

Comentarios