víctimas del terremoto

El enorme gesto de los lectores de Tiempo llegó a 16 familias de Sarmiento

El lunes por la tarde, las donaciones de agua, ropa, calzado y alimento fueron llevadas hasta Colonia Fiscal Norte y el Barrio Santa Rosa de Media Agua.
miércoles, 27 de enero de 2021 · 12:17

Tras el terremoto que provocó derrumbes en viviendas precarias y bajo la consigna #FuerzaSanJuan, los lectores de Tiempo de San Juan realizaron donaciones de agua, ropa, calzado y alimento que el lunes por la tarde fueron llevadas hasta dos puntos de Sarmiento: Colonia Fiscal Norte y el Barrio Santa Rosa de Media Agua. 

Allí, 16 numerosas familias -integradas por entre 5 y 9 personas- que se vieron afectadas por el violento sismo, el cual destrozó parte de sus ranchos, recibieron los elementos básicos que se reunieron en la sede del diario, situada en Entre Ríos 283 Norte. 

A pesar de que existiera un mar de necesidades entre los damnificados, las que se agravaron con el terremoto, y lo recaudado resultara poco frente a semejante contexto, el agradecimiento de las familias que sufrieron las consecuencias del movimiento sísmico fue notable y se repitió en ambos lugares donde la mercadería fue entregada. 

La misma gente que sufrió daños en sus casas mostró su costado solidario y se acordó de los vecinos que estaban ausentes, para quienes guardaron elementos de primera necesidad. Es que más de uno se marchó de su hogar por miedo al derrumbe. Incluso, aquella ropa que recibieron de particulares y que no le fue necesaria, la volvieron a donar. 

La postal en casi todas las viviendas era la misma: los objetos de valor afuera, por miedo a un nuevo sismo que desplome techos y paredes. "No queremos perder lo poco que tenemos y que quede bajo los escombros", explicaron las familias de los ranchos ubicados en Ruta 40 y Ruta provincial 295. 

Una vecina del barrio visitado de Media Agua, Marilin Valverde, quien afortunadamente no sufrió daños materiales en su casa como en las viviendas que la rodean y quien tiene un almacén, contó que junto a su marido impulsó una colecta para prestar apoyo a sus cercanos. "Vamos a ir a Carpintería, donde hubo más daño. Yo tengo poco, pero lo importante es ayudar y quienes se quieran sumar serán bienvenidos", sostuvo. (Para colaborar, comunicarse al 2644573767)

Los afectados, que en su mayoría fueron los niños, dejaron en claro que lo que más necesitaban era agua, calzado y alimento. Es por ello que el diario, a través de sus periodistas, continuará con la colecta para los puntos que la misma gente señaló como los más dañados.

Para los interesados, se seguirán recibiendo alimentos no perecederos, calzados -de niños en lo posible- y agua hasta el sábado. Cualquier aporte será vital. Muchas gracias, ¡desde ya!

 

 

Comentarios