sábado 11 de mayo 2024

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Tiempo de San Juan. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Iglesia Católica

San Juan aplicará la bendición a parejas homosexuales: la palabra de monseñor y la resistencia ortodoxa

El arzobispo de San Juan de Cuyo, Jorge Lozano, explicó los alcances de la Declaración Fiducia Supplicans. Algunos sacerdotes del interior de la provincia están en contra, pero en silencio.

Por Fernando Ortiz

Un virtual terremoto ocurre en la Iglesia católica a nivel mundial. El documento Fiducia Supplicans, sobre el sentido pastoral de las bendiciones que redactó y publicó el Dicasterio para la Doctrina de la Fe generó fuertes divisiones en el interior del catolicismo. La Declaración -que el Vaticano hizo propia- permite la bendición de las parejas homosexuales. Es un gesto innovador de la institución que conduce el papa Francisco y tuvo una recepción dividida de la curía. El Arzobispado de San Juan de Cuyo aplicará la medida, que no es opcional, pero hay una resistencia silenciosa en los sacerdotes del interior de la provincia.

La Declaración -puede leerse aquí- es un escrito de 45 puntos que desarrolla por qué existe la posibilidad de bendecir a parejas del mismo sexo, pese a no aceptarlas en el marco del matrimonio. Está firmada por el prefecto del Dicasterio, el arzobispo de La Plata, Víctor Manuel "Tucho" Fernández, el primer prelado argentino que Francisco llevó a Roma para un cargo de suma importancia. Provocó un impacto eclesiástico y político. Episcopados de países con duras restricciones a las libertades individuales como Camerún rechazaron de plano la aplicación de la bendición.

En un comunicado, los obispos cameruneses escribieron: "En sentido literal, bendecir es hablar bien de algo. Y hablar bien de una pareja homosexual a partir de un acto de bendición significaría alentar una elección y un estilo de vida que no puede ser reconocido como objetivamente ordenado a los objetivos de Dios". En San Juan, no hay tal inconveniente, al menos en lo que refiere al liderazgo de la Iglesia local.

Monseñor Jorge Lozano explicó a Tiempo que "la Declaración tiene un valor universal. En este sentido, no requiere de normas propias a nivel local. Es bastante explícita. No hace falta que como obispo diga que una parte sí y una parte no". También desdramatizó las interpretaciones más conservadoras, pues informó que el Dicasterio aprobó "las actividades que habitualmente se tienen en las bendiciones a las personas o grupos de personas o parejas de personas, que se realizan fuera del contexto litúrgico".

El arzobispo de San Juan de Cuyo contó su experiencia personal: "En lo santuarios, o a veces yendo por la calle, una persona me pide que la bendiga, o a su niño, o a su hermano, y uno nunca pregunta sobre la condición de vida, si está soltera, si está casada. Lo mismo con las parejas, me piden que los bendiga para que se llevan mejor, o puedan tener familia. A veces son parejas que están en convivencia, sin haberse casado por Iglesia, y se las bendice igual. En este sentido, ahora se incorporan estas bendiciones" a las parejas homosexuales.

Asimismo, resaltó que "la Declaración no modifica lo que hace al sacramento del matrimonio. Por eso aclara muy bien que estas bendiciones tienen que realizarse fuera del contexto litúrgico y sin los signos que hagan parecer que sea un matrimonio. Busca que no haya ambigüedad".

Sin embargo, por lo bajo, algunos sacerdotes de los departamentos de la provincia -algunos con asidua presencia mediática- son refractarios a la decisión del Vaticano. En estricto off, comentaron que "el documento de la Santa Sede autoriza, eso no significa que obligue". Fueron categóricos: "Bendecir algo que va contra la ley natural y divina no está bien porque está avalando el pecado". Uno de los curas más conocidos de San Juan, ligado a la ortodoxia, dijo a sus pares: "No puedo bendecir lo que las Sagradas Escrituras consideran que no es bueno para el hombre. Los pactos homosexuales son desordenados, no están abiertos a la vida".

Con todo, monseñor Lozano aseguró que no recibió comentarios negativos, sólo "consultas sobre qué hacer ante el caso de pedido o solicitud. Criterios pastorales para evitar ambigüedades". Además, pidió "reconocer lo positivo: que la persona pida la bendición de Dios". El máximo referente de la Iglesia en San Juan expresó que la bendición a las parejas del mismo sexo "es una práctica pastoral que en algunos lugares se hacía de una manera, en otros de otra. Esta declaración pone luz. Es una práctica que en la Argentina se estaba dando de hecho y que esto viene a dar luz. Pone a las bendiciones en el lugar universal que tienen, aquí o en Bogotá o en cualquier parte del mundo".

Tiempo de San Juan

Suplementos

Contenido especial

Seguí leyendo

Dejá tu comentario

LO QUE SE LEE AHORA
La nueva planta de Inelro, inaugurada en 2020

Las Más Leídas

Tohia se agrandó y sigue reuniendo todo lo que necesitas en un solo lugar video
Aparecieron los videos de la pelea callejera entre dos conocidos periodistas de San Juan
Bomba: la Justicia detectó un clima de violencia en la familia del chico que mató a mazazos, pero no tomó medidas
El horóscopo de este 10 de mayo trae consejos más que interesantes.
Desde conservas hasta frutas y verduras frescas se podrá comprar este sábado en el Feria Agroproductiva en Pocito.

Te Puede Interesar