polémica

Alberto bancó la carta crítica de senadores peronistas al FMI

El presidente señaló que es lo mismo que el dijo hace unos meses.
lunes, 16 de noviembre de 2020 · 17:11

El presidente Alberto Fernández respaldó la carta que ayer la bancada de senadores nacionales del Frente de Todos le envió a la titular del FMI, Kristalina Georgieva, con críticas y exigencias al organismo. "Los senadores, en una carta que hicieron pública, dejaron muy en claro lo que le pasó a la Argentina", afirmó Fernández.

En un acto en el que se anunciaron inversiones que incrementarán las ventas al exterior de carne argentina, Fernández se mostró de acuerdo con el mensaje de los legisladores del bloque oficialista en el Senado y avaló las críticas al FMI y el daño que le hizo el endeudamiento a la economía argentina.

"Los senadores hicieron con un cuidado y un nivel de detalle que nos permite ver a todos lo que le dije al Fondo cuando me visitaron durante la campaña, cuando les recordé cómo habían violado los estatutos para financiar la especulación financiera y salida de capitales", aseguró Fernández. "Sobre esa realidad tenemos que operar con firmeza, con convicción y con la seguridad de que el ajuste no lo van a pagar los más humildes, lo van a pagar los que especularon, los acreedores", lanzó. "Ese sigue siendo mi compromiso", señaló.

Como el viernes pasado, el Presidente advirtió que su gestión no impulsa un "ajuste" de las cuentas públicas. "Los invitó a que revisen el presupuesto 2019 y lo comparen con el que mandamos para el año próximo. Van a ver que el único ajuste está en intereses de la deuda. Es el único ajuste que existe. Después crece la inversión en infraestructura, educación y salud", lanzó. "Pero no nos confundamos: para que podamos hacer todo esto el Estado debe asociarse con empresarios y ayudarlos a que produzcan, y generar las condiciones para que den trabajo exporten y traigan las divisas a la Argentina", agregó.

Carta al FMI

El bloque de senadores del Frente de Todos solicitó al Fondo Monetario Internacional (FMI) que "se abstenga de exigir o condicionar las políticas económicas de la Argentina para los próximos años", y realizó una propuesta sobre refinanciación de la deuda con ese organismo internacional. La bancada oficialista, que preside José Mayans, expresó su posición sobre la negociación que realiza una comitiva del FMI con las autoridades económicas en una carta que envió a su titular, Kristalina Georgieva.

En la nota de nueve páginas señalaron que el FMI otorgó al gobierno de Mauricio Macri un préstamo sin cumplir con los requisitos que tiene el organismo, y piden que ahora se contemple la situación de la pandemia que afecta a Argentina y mas de 150 naciones del mundo. En ese contexto, el Frente de Todos pidió que "se abstengan de exigir o condicionar las políticas económicas de la Argentina para los próximos años".

Sobre la refinanciación de la deuda, el Frente de Todos propuso "reconsiderar los intereses; período de espera para comenzar los pagos anuales a partir de 2025". También postuló un "plazo de amortización en varias décadas, de modo tal que las erogaciones anuales no tornen insustentable la refinanciación de la deuda e impacten negativamente en la economía argentina y en la vida de su sociedad". Además, recordó una frase del Papa Francisco donde señala que "no se puede pretender que las deudas sean pagadas con sacrificios insoportables".

La nota está firmada por su presidente José Mayans, y por los senadores Anabel Fernández Sagasti, Oscar Parrilli, Carlos Caserio, María de los Ángeles Sacnun, Maurice Closs, Claudia Ledesma, Adolfo Rodríguez Saá, Ana Almirón y Jorge Taiana, entre otros.

"Resulta obvio que, si este SBA hubiera resultado exitoso, hoy no estaríamos ante la necesidad de tener que acordar un nuevo Programa", indicaron los senadores. Agregaron que "es entonces necesario entender qué es lo que falló al momento de gestionarse los fondos que tan irresponsablemente ese organismo le prestó a la Argentina".

En ese sentido afirmaron que se deben saber "cuáles fueron los cálculos que hicieron pensar a los técnicos, funcionarios y directivos del FMI, que nuestro país podría obtener excedentes externos suficientes como para afrontar los vencimientos que se previeron en ese entonces". "Cuando en realidad resultaba claro desde el inicio que los mismos serían de pago imposible, como así lo manifestaron oportunamente analistas locales e internacionales", subrayaron los legisladores oficialistas.

Comentarios