Denuncia en Chimbas

Los concejales chimberos, cautos,¿vieron algo sospechoso?

Los compañeros del denunciado Félix se mostraron sorprendidos tras el allanamiento al Concejo. ¿Qué piensan hacer con el edil señalado?
martes, 04 de diciembre de 2018 · 13:30

Sorprendidos. Así se declararon los concejales de Chimbas en medio del escándalo por la denuncia del edil Norberto Ruarte contra su par Franco Félix donde lo acusa de adulterar certificados de salud de beneficiarios de AUH ante ANSES usando la matrícula de un médico fallecido.  En el Concejo señalaron que no accionarán internamente con una suspensión o desplazamiento del cargo del edil investigado hasta que no haya un procesamiento de la Justicia Federal.  

Hoy tenían reunión, como todos los martes, para definir los temas de la sesión del jueves que viene (prorrogaron el ciclo de sesiones ordinarias hasta el 30 de diciembre porque deben tratar el presupuesto), pero a la hora señalada sólo aparecieron el presidente del Concejo, el justicialista Ariel Rivero; el basualdista Enrique Quintero; el massista Oscar Firmapaz;  y, de Cambiemos, Raúl Tapia, estos dos últimos afines al oficialismo pejotista más allá de su origen opositor. “Normalmente vienen porque son los presidentes de cada bloque. Ruarte y Félix ya no comparten el mismo bloque. El concejal Ruarte hace un año y medio decidió dejar el bloque PJ y crear un bloque unipersonal. No sé a qué extracción política responde”, describió Rivero.

Justamente fue el presidente del Concejo quien anoche estuvo en el allanamiento en el anexo de calle Mendoza, donde los ediles tienen oficinas, a cuadra y media del edificio municipal donde sesionan.  “Con el paso de las horas vamos conociendo. Ninguno de los demás concejales lo sabíamos, sólo Ruarte”, aseguró Rivero.

Relató que “a mí me llamó anoche la Gendarmería Nacional para decirme que había un allanamiento en el Concejo Deliberante, que si quería venir a abrir o lo mismo debían entrar. Les pedí 5 minutos, llegué y me puse a disposición de ellos y les di acceso a todas las oficinas. Me informaron que buscaban pruebas sobre una denuncia que había habido, que era la continuidad de un allanamiento hecho en ANSES de Chimbas durante la mañana. Estuvieron más de dos horas, con testigos y se llevaron documentación que no me pudieron decir, sí me informaron que se llevaron una computadora del concejal Félix porque es parte del patrimonio municipal”.

Con Félix, Rivero dijo que habló por teléfono a primera hora de la mañana, para reunirse con él hoy mismo. “Al concejal Ruarte no lo hemos visto y con el concejal Félix hemos coordinado una reunión para más tarde. Yo como presidente del Concejo y él como presidente del bloque PJ, después haremos una reunión general”. Con Ruarte con bloque propio y Félix presidente del bloque oficialista, ¿cabe alguna razón política tras la denuncia? Rivero dijo que “motivaciones políticas pueden existir y van a existir siempre, no vamos a defender a nadie que no haga las cosas como corresponde”.

Mucha cautela

Los concejales se mostraron cautos con prejuzgar a  Félix: “Nosotros creemos que debemos ser respetuosos de la Justicia, no podemos determinar nada hasta que la Justicia se expida. Lo que yo pueda creer personalmente es irrelevante, si la Justicia dice que es culpable, lo es”.   

Firmapaz dijo “estamos sorprendidos. En mi caso particular tengo las oficinas alquiladas a una cuadra y media y desconocía todo lo que podía suceder. Una mancha más que hace al descreimiento del Concejo. No he conversado con Félix, la verdad que estamos queriendo conocer el trasfondo de todo esto”.  

Tapia dijo que “todo lo que sabemos es por los periodistas, nos tomó por sorpresa. La mayoría hacemos un trabajo territorial… Félix venía haciendo un trabajo bastante arduo, por eso vamos a esperar que la Justicia se expida, para ver si le tenemos que sacar los fueros y estamos a disposición de la Justicia”.  

Quintero elogió a Ruarte: “Hizo lo que debe hacer, por eso lo felicité y ahora la Justicia deberá determinar responsabilidades. No creo que manche al Concejo, yo cumplo con mi responsabilidad, que el sayo se lo ponga quien corresponda”.

Nadie vio nada raro

Los concejales dijeron que no vieron nada sospechoso en la oficina de Félix. “La verdad que nos dedicamos a legislar, en ningún momento uno se mete en el campo del otro, a ver qué hace en su oficina, no podemos sospechar ninguna maniobra. Aparentemente Ruarte lo detectó e hizo lo que creyó correcto. Si Félix cometió un error, que caiga sobre él todo el peso de la Justicia”, dijo el presidente del Concejo.

“Yo no vi nada sospechoso, nosotros trabajamos y allí en esas oficinas recibimos gente de todos lados, que tiene problemas de necesidades básicas importantes. Tratamos de darles solución a los que más necesitan. No puedo decir que le creo a Félix porque esto es una novedad para nosotros”, dijo por su parte Tapia.

A su turno, el basualdista Quintero dijo que no sabe de la supuesta maniobra porque casi no ocupa la oficina sobre calle Mendoza donde fue anoche el allanamiento. “Se determinó alquilar un espacio fuera del municipio, nosotros nos opusimos porque Chimbas tiene muchas necesidades y no hacía falta el gasto, nos dijeron que había concejales que recibían mucha gente por día. Félix fue uno de los que más peleó para que se instalaran esas oficinas”, concluyó.

 

Comentarios