RIVADAVIA

Muerte en el camping: la familia de la víctima defiende a dos de los acusados

Lucas Albarracín fue asesinado de un puntazo cuando estaba en la pileta. Su novia y su amigo están detenidos. Por primera vez habló su familia y dijo “Melisa está hace cinco años con él, sabemos que ella no fue”. Por Agostina Montaño.
sábado, 09 de enero de 2016 · 10:48
Por Agostina Montaño. 

A Lucas Albarracín le perforaron un pulmón de un puntazo y murió en el Hospital Rawson el pasado 1 de enero. El joven de 21 años había ido al Camping de Rivadavia a pasar el día con su familia y un sujeto le asestó una puñalada en medio de una pelea. Su novia, Melisa Martínez; Emanuel Quiroga, sospechoso de ser el autor material y Franco Araya, amigo del joven, están presos por el crimen. 

Tiempo de San Juan fue a la casa de Lucas en el barrio Docentes Argentinos, Rawson, y su padre, Nicolás Washington Albarracín se mostró indignado con la detención de su nuera y las versiones periodísticas que colocaron a su hijo en medio de una pelea "pasional”. 

"Yo no sé de dónde sacaron que mi hijo se peleó por un amante. Hace cinco años que está con Melisa y tienen un bebé de un año y medio”, dijo. 

La familia de Albarracín confía ciegamente en la pareja de su hijo fallecido y en el amigo de ésta. En medio del profundo dolor salieron a aclarar las versiones que sostienen que Melisa Martínez engañaba a Lucas y que por eso lo terminaron matando. 

LA VERSIÓN DE LA FAMILIA 
"Yo estoy eternamente agradecido a mi sobrina que estaba en el lugar y fue testigo de lo que pasó”, comentó el padre de Lucas que asegura que de no ser por ella nunca hubiesen sabido lo que ocurrió. 

Los Albarracín apuntaron directamente contra Emanuel Quiroga y afirmaron "el que mató a mi hijo es un delincuente y hubo una mano negra para distorsionar la información”. 

Es que según la familia de Lucas, la disputa con Quiroga, el principal sospechoso del crimen, viene de hace tiempo. "Era por cosas de pibes, los adultos capaz que lo solucionamos hablando pero ellos no. Que me miraste mal, que te miré mal, estupideces”, relató el hombre. 

Si bien admite que Lucas "tuvo sus cosas antes”, Nicolás también contó  que "hace dos años dijo que se iba a dejar de joder y se puso a trabajar conmigo en la construcción”. 

Según Albarracín, el día que mataron a Lucas el joven estaba en el complejo con su amigo Franco Araya, también detenido por el homicidio; su novia Melisa, y el hijo que tienen en común, Milo Samid de un año. 

"Habían ido a compartir un momento con amigos y cuando Melisa se fue a meter a la pileta se lo encontró a Quiroga que la empezó a insultar”, contó Albarracín. 

Según el hombre, cuando Lucas vio esa situación se paró para defender a su mujer, dejando al bebé a un costado con su prima y otro grupo que los acompañaba. 

"Ahí empezaron a discutir y un cómplice le pasó el cuchillo a Quiroga que lo apuñaló a mi hijo”, explicó. 
El dolido padre no quiso decir quién es ese cómplice que le dio el arma al homicida, pero aseguró que lo tienen identificado y pronto se esclarecerá todo.  

"Si no fuera por la rapidez del el oficial principal Martín Flores, de la Comisaría 34, hoy Quiroga sería otro prófugo”, dijo Albarracín.

LAS VERSIONES PERIODÍSTICAS 
El día que apuñalaron a Lucas algunos diarios de la provincia publicaron que todo se había tratado de un crimen pasional. Que Melisa tenía un romance con Emanuel Quiroga y que Lucas los había encontraron in fraganti desatando la fatal pelea. 

Es más, la joven terminó siendo detenida por la policía, que la apunta como quien le dio el arma a Quiroga para apuñalar a Emanuel. 

Los Albarracín se mostraron indignados con este relato y explicaron por qué terminó detenida Melisa. 

"Cuando ella vio que este delincuente lo había apuñalado a mi hijo agarró una botella y lo empezó a perseguir. Es más lo cortó con la botella. Entonces vino la policía y la detuvo a ella”, contó el padre de Lucas. 

Con respecto al otro detenido, Franco Araya, el hombre sostuvo que también es amigo de su hijo y terminó detenido porque agredió a Quiroga para defender a Lucas. 

"Franco es amigo de mi hijo, habían ido juntos. Pero él salió a corretearlo con Melisa a Quiroga y por eso también se lo llevaron”, relató Albarracín. 

La policía todavía no termina de esclarecer qué es lo que pasó con Lucas y mientras tanto la madre de su hijo continúa detenida junto a uno de sus mejores amigos. 

"No hemos podido hablar con Melisa pero confiamos en que todo se va a aclarar. Viene de una buena familia de artistas, no son delincuentes. La diferencia entre mi hijo y Quiroga es que el mío tiene legajo laboral, este otro tiene prontuario”, dijo Albarracín. 

LA DENUNCIA DEL PRESUNTO HOMICIDA
Emanuel Quiroga ingresó al hospital con varios cortes en el cuello. El joven fue asistido y después de declarar estaba a punto de ser puesto en libertad pero un policía se percató de la situación y lo detuvo antes de que pudiera escapar. 

En la Seccional 34ta, de La Bebida, Quiroga denunció que Lucas Albarracín le había querido robar y que por eso se habían trenzado en una pelea. 

"Lo hace para manipular la Justicia pero es mentira”, dijo el padre de Lucas a este diario. 

De amigos a enemigos
La rivalidad entre Lucas y Quiroga viene de vieja data y comenzó en el barrio Güemes, Rawson. 

La familia de la víctima contó que antes eran buenos amigos. "Los Quiroga viven a pocas cuadras de la casa de mi mamá ahí en el barrio Güemes donde se conocieron”, explicó el padre del chico asesinado. 

En algún momento la amistad se rompió y ambos jóvenes comenzaron una rivalidad que se fue poniendo cada vez más violenta hasta terminar en el sangriento crimen. 

"Él no se iba a dejar mirar mal por mi hijo así que hizo valer su fama de delincuente”, contó Albarracín. 

Las amenazas de muerte previas al asesinato 
La familia de Lucas contó a Tiempo de San Juan que hace un mes el joven ya había recibido una amenaza de muerte por parte de Emanuel Quiroga. 

"Mi hijo fue a la casa de su abuela y le destrozaron la moto, tuvo que refugiarse ahí”, dijo el padre del fallecido. 
Según el relato de los Albarracín en este episodio Quiroga amenazó a Lucas y le dijo que lo iba a matar. 

"Quisimos poner la denuncia pero no nos la recibieron porque mi hijo no tenía carnet de conducir. Si la hubiesen recibido capaz que ahora no estaríamos lamentando esto”, manifestó el hombre. 

Los Martínez: la familia de artistas de la acusada 
Melisa Martínez, quien continúa detenida por la muerte de Lucas Albarracín, es hermana de dos de "Los Labriegos”. 

Según contó el papá del fallecido, Melisa, es la hija del Cachorro Martínez y hermana del "Katy” Martínez y "Bebé” Martínez. Ambos músicos representaron a San Juan en el Festival Callejero de Cosquín y ganaron. Este año, "Los Labriegos”, subirán al escenario mayor a representar a la provincia. 

La chica heredó la veta artística de los Martínez y forma parte de una murga "Los desenfrenados del Pueblo Viejo”, donde conoció a Lucas Albarracín. 

Galería de fotos

Comentarios