Habla Roberto Di Luciano

“Jamás me metería con la ideología política, sexual ni religiosa de nadie”

El presentador de la Mega habló sobre su posible designación como director de Radio Nacional y las reacciones en su contra por parte de empleados del ente público y de otras organizaciones. Por Jorge Balmaceda Bucci.
lunes, 21 de diciembre de 2015 · 07:05
Por Jorge Balmaceda Bucci
jbalmaceda@tiempodesanjuan.com

Sin nada confirmado aún de manera oficial, es considerable el revuelo que se levantó ante la posibilidad de que Roberto Di Luciano sea designado director de Radio Nacional. Diferentes organizaciones y los mismos trabajadores del medio estatal se han mostrado contrarios al aterrizaje del conductor del ‘Bala Perdida’ por diferentes motivos. El protagonista de esta historia conversó con Tiempo de San Juan y dio su versión sobre cómo asoma su futuro profesional y respondió a las acusaciones en su contra. 

- ¿Cómo te enteraste de la posibilidad de ser director de Radio Nacional?
- Eduardo Cáceres me llamó y me preguntó si me gustaría estar en Radio Nacional y yo le dije que tenía que pensarlo. Eso es lo único certero que hay. Todo lo demás que se ha dicho es por las dudas. El director de Radio Nacional es Astorga y yo simplemente estoy hablando de una posibilidad futura con Eduardo Cáceres que todavía no se terminar de definir. Estaríamos trabajando en ver qué posibilidades hay, pero no está decidido que yo voy a ser el director de Radio Nacional desde ninguna de las partes. Eduardo Cáceres trabaja con su equipo y yo con el mío tratando de ver si podemos llegar a un punto, a una conclusión que todavía no hay. Por eso todo lo que se habla es por las dudas y es lo que yo le digo a todo el mundo.

-¿Dónde está ahora mismo parado Roberto Di Luciano?
-Hoy por hoy estoy bárbaro con Mega y con el Bala Perdida. Mi presente es Bala Perdida y después del último programa del año me voy de vacaciones como cualquier trabajador. Eso es lo único que hay. De eso puedo decir todo lo que quieras, mientras que de Radio Nacional no porque ellos tienen su director, su gente, y no quiero que lo que diga se transforme en una falta de respeto.

-En ese trabajo que se está desarrollando entre tu equipo y el de Cáceres, ¿se pusieron plazos?
-No. La charla más o menos fue en estos términos: "¿Robert te gustaría? Veámoslo". Y yo lo planteé con mi equipo, con mi gente, con mis amigos y principalmente con mi familia y él lo debe haber hecho con la suya. Nos hemos reunido, hemos hablado, pero no hemos llegado a una decisión y plazos menos que menos. 

-¿Cómo te sentís al ser señalado como homofóbico y misógino?
-Sobre eso te juro que no tengo un conocimiento formal. No conozco ninguna agrupación y jamás se acercaron a mi lugar de trabajo, que es Mega, a demostrar su descontento o a llevarme una notificación. Yo jamás me metería con la ideología política, sexual ni religiosa de nadie. Yo tengo un producto, en la mañana, que se llama Bala Perdida y que lo tengo hace 20 años, cuando era más difícil hacer el estilo que hago en aquellos años. La gente se come ese personaje de que Roberto Di Luciano es un bala perdida. Bala Perdida es un programa que yo conduzco y que la gente escucha. Está dirigido a cierto sector de personas que se distraen escuchando ese producto, que se transforma en un negocio para mí. No significa que yo salga a la calle y soy un bala perdida. 

Es un negocio y trabajo para un sector de gente que se divierte escuchando lo que hago. Más allá de eso, jamás ofendí ni hablé nada que vaya contra la sexualidad, religión o política de nadie. No me interesa.

-Otro punto que también se ha señalado en tu contra, es que no contarías con el requisito de formar parte de Radio Nacional como para estar en la lista de posible director. ¿Sabés algo al respeto?
-Si la gente de Radio Nacional dice eso me imagino que tienen toda la razón porque ellos están ahí y saben lo que es. Yo no discuto eso. Ellos deben conocer los estatutos y me parece bárbaro. 

Por ahí veo que las ansiedades nos han puesto en este lugar y no es así. Hay que tomárselo con calma. Yo no te puedo hablar de algo que todavía es muy a futuro. El director que está ahora lo es hasta 2017 por lo que quizás nos estamos adelantando dos años.

-¿Tenés algún tipo de vínculo de amistad personal o profesional con algunos miembros del personal de Radio Nacional?
-Lo único que sé de Radio Nacional es que la gente que trabaja ahí, tanto periodistas como operadores, son todos súper profesionales y hace años que laburan. La tienen recontra clara con su trabajo. No tengo amistades, pero sí conozco porque escucho radio todo el tiempo. Soy un escuchador de radio y de Radio Nacional escucho por las tardes un programa de Deportes que es de Buenos Aires. Por ahí también, y cuando puedo, voy chequeando el programa de Ricardo Olivera mientras estoy en mi radio. Eso es más o menos lo que suelo escuchar de Radio Nacional y creo que tiene un potencial humano bárbaro para brillar con cualquier director que esté al frente. Es una radio para brillar.

-Con la Navidad a la vuelta de la esquina, ¿ya tenés claro por qué brindar?
-Voy a brindar porque me fue bárbaro en Mega. Porque tuve un año genial a nivel de audiencia. Porque sigo aprendiendo a hacer un noticiero en la noche en Canal 8, que fue mi gran desafío cuando me lo ofrecieron. Pensé que duraba un mes y llegué a fin de año con la posibilidad de arrancar en 2016. También voy a brindar porque he tenido la posibilidad de ser el primer presentador sanjuanino en llegar al Luna Park y salir para América y Fox con el Arena Tour. Porque tengo una familia hermosa, que comparte cada día conmigo. Por todo eso voy a brindar.

Galería de fotos

Comentarios