inciativa parlamentaria

Un sanjuanino abrió el debate prominero en el Senado

Mario Capello abrió el debate prominero en el Senado de la Nación, organizado por su presidenta provisional Beatriz Rojkés de Alperovich.
jueves, 23 de febrero de 2012 · 09:53


La senadora del Frente para la Victoria (FpV) y presidenta provisional del Senado, Beatriz Rojkés de Alperovich, organizó un encuentro pro minería en el Salón Eva Perón del Congreso, en donde fueron escuchadas las opiniones de diversos especialistas que hablaron a favor de dicha actividad.

El primero en hacer uso de la palabra fue el secretario del Colegio Argentino de Ingenieros en Minas, Mario Capello, que aseguró que hay
“falta de sentido común” y que se dicen muchos “disparates” en relación con el tema, y detalló: “No hay ninguna posibilidad de contaminar con cianuro. El que no se puede volver a utilizar, se destruye con lavandina. No hubo accidentes en los últimos años”.

Capello pidió que se tenga en cuenta también que “el 90 por ciento de todos los metales que utilizamos provienen de la minería a cielo abierto”, y puso como ejemplo las computadoras o los teléfonos.

Por su parte, el secretario General de la Asociación Obrera Minera Argentina (AOMA) a nivel nacional, Héctor Laplace, manifestó: “Duele lo que pasa en Catamarca o en La Rioja. No estamos de acuerdo y no vamos a incentivar los enfrentamientos. Cuando a la gente común se le habla del cianuro, lo identifican con el veneno. El cianuro se importa en un ciento por ciento, pero la minería consume sólo el 13 por ciento. ¿Quién usa el otro 87 por ciento?

Laplace señaló que lo que se debe hacer es “informar desde el descubrimiento –minero- para que se sepa cuáles son los riesgos que existen”, y concluyó: “Si hay que hablar de minería, dejemos hablar a los profesionales”.

Otro de los invitados fue el miembro del departamento de investigaciones de la Fundación Centro de Estudios Infectológicos (FUNCEI) Diego Fridman, que sostuvo que en zonas mineras, como por ejemplo, Andalgalá –Catamarca-, “advertían que había un aumento de casos de cáncer, pero era casi imposible conseguir un sustento científico que demostrara eso. Tenemos una oportunidad única que no podemos perder. Se podrían hacer estudios antes de comenzar la explotación para no poder tergiversar la realidad”.

El secretario de Relaciones Institucionales de la Universidad Nacional de San Martín, Hugo Nielson, aseveró que “además del tres por ciento de regalías, la minería paga todos los impuestos, como cualquier otra empresa, y tiene una de las cargas más altas”. Además dijo que “no hay que hacer terrorismo con el tema ambiental”, y resaltó la necesidad de “garantizar que los controles sean transparentes”.

Una vez finalizada las exposiciones pro mineras, el senador de la Unión Cívica Radical (UCR) Mario Cimadevilla pidió hacer uso de la palabra y expresó: “Yo tengo mis dudas. No creo que este debate tenga que ser científico y técnico. ¿Venderían su patrimonio por el tres por ciento? Las condiciones legales nos dejan rengos en lo que es lo principal, que es cuánto nos vamos a quedar. La minería se agota y después aparecen los pueblos fantasma”.

El legislador se preguntó: “¿Cómo vuelvo a mi provincia y digo que la minería es la panacea?” Rojkés intentó cortar el discurso de Cimadevilla, pero el radical siguió y declaró que “con el actual marco legal, donde vamos a sufrir la contaminación y deterioros, es imposible volver a Chubut” –provincia que representa- con una regalía del tres por ciento.

Finalmente, el senador aseguró, ante la desmentida de algunos de los especialistas presentes, que “el Parlamento europeo ha prohibido el uso de cianuro en la minería a cielo abierto”.

Otro de los legisladores presentes, el catamarqueño Oscar Castillo (Frente Cívico y Social), manifestó: “El 70 por ciento de mi provincia es montaña. ¿De qué vamos a vivir? ¿De la soja?”.

La última en hacer uso de la palabra fue Rojkés de Alperovich, que acusó a “medios y periodistas” por “demonizar” el tema, aunque reconoció que “en cada provincia hay cosas para revisar”.