terrible

Increíble, pero cierto: una gigantesca señal SOS los salvó de morir en una isla

Paso en Micronesia, tres personas fueron las rescatadas en este hecho.
miércoles, 5 de agosto de 2020 · 09:40

Una gigantesca señal de SOS salvó a tres marineros que quedaron desamparados en una remota isla ubicada en Micronesia. La señal fue tan efectiva, que fue vista por un avión, lo reportaron y fueron en búsqueda de ellos. Una travesía que duró 4 días y que quedará para la historia.

El 30 de julio habían partido en un barco para realizar un viaje de 42 kilómetros entre los atolones de Pulawat y Pulap. Sin embargo, se quedaron sin combustible y fueron arrastrados hasta la isla Pikelot, a 190 kilómetros de donde zarparon, informó el Ministerio de Defensa de Australia.

El rescate

El Centro de Coordinación y Rescate de Guam emitió una alerta al conocer la desaparición el 1 de agosto y solicitó el sábado la ayuda de la Defensa australiana, que mandó el buque de guerra Canberra, que navegaba entre Australia y Hawaii (Estados Unidos).

Impactante rescate en Pikelot, una pequeña isla del Pacífico.Impactante rescate en Pikelot, una pequeña isla del Pacífico.

Aviones de reconocimiento estadounidenses pronto divisaron el enorme pedido de ayuda escrito por los náufragos y el domingo un helicóptero del buque Canberra aterrizó en la isla.

Los hombres, que habían construido una pequeña cabaña, estaban en buen estado de salud.

Los soldados australianos les entregaron agua y comida y luego las autoridades de Micronesia, una nación del Pacífico Occidental de más de 600 pequeñas islas, enviaron un barco de patrulla para llevar a sus ciudadanos a casa.

Un SOS gigante escrito en la playa salvó a tres náufragos varados en una isla desierta del PacíficoUn SOS gigante escrito en la playa salvó a tres náufragos varados en una isla desierta del Pacífico.

"Estoy orgulloso de la respuesta y la profesionalidad de toda la tripulación en el cumplimiento de nuestro deber de contribuir en la seguridad de las vidas en altamar en cualquier lugar del mundo en el que estemos", dijo en el comunicado el comandante del Canberra, Terry Morrison.

Fuente: Crónica

Más de

Comentarios