Armonía

Tras los dichos de Carrió, JxC firmó un compromiso con 10 reglas de paz

La interna opositora fue cobrando cada vez más intensidad y varios de los dirigentes de esta fuerza coincidieron en que la mejor solución era firmar un documento para garantizar la paz y comprometerse a no ofenderse entre ellos mismos.
sábado, 31 de julio de 2021 · 19:27

Juntos por el Cambio tomó una decisión drástica tras las duras críticas y acusaciones que Lilita Carrió lanzó contra Facundo Manes, al que trató de mentiroso por haber dicho que ella le había ofrecido el cargo de la vicepresidencia en las elecciones de 2015. En este sentido, una vez enterado, Alfredo Cornejo convocó a una reunión de urgencia y según trascendió todos los integrantes se pusieron de acuerdo para firmar un documento que garantice la paz ente los miembros de esta fuerza política.

En detalle, la propuesta fue de Bullrich, que la pidió hace unos 15 días con el fin de mantener la tranquilidad y unidad durante la campaña. Una vez presentado el borrador, los principales integrantes de Juntos por el Cambio habían fijado tratarlo en los próximos días. Sin embargo, las declaraciones de Lilita apresuraron todo. Por eso, Cornejo solicitó una reunión de urgencia de la cúpula y consensuar el "reglamento de la no agresión".

Parte de la introducción de ese documento, al que denominaron como "Compromiso ético", introduce las siguientes líneas: “Los candidatos de Juntos por el Cambio -cualquiera sea la denominación que la coalición adopte en cada jurisdicción- defienden y sostienen los principios y valores republicanos y democráticos de gobierno (...)". 

Sobre esos principios, los integrantes firmaron los siguientes compromisos

  1. Transmitiré con claridad mis ideas e iniciativas, expondré las dificultades que desde mi punto de vista existan para llevarlas a cabo y explicaré correctamente por qué considero que el público, según mi criterio, debe preferir mi lista a la de otros candidatos de la coalición o de otros partidos.
  2. Actuaré y me expresaré en todo momento con respeto y lealtad respecto de mis oponentes internos y del público. No me referiré a ellos con criterios discriminatorios de cualquier tipo, sean de carácter religioso, étnico, de edad, sexual, orientación sexual, identidad de género o pertenencia social. Tampoco promoveré ni me involucraré con ellos en rencillas innecesarias que pudieran afectar el prestigio de nuestra fuerza.
  3. En los debates, escucharé los argumentos de mi oponente interno, estableceré con él un diálogo sincero y democrático, sin trampas y centrado en el respeto mutuo; valoraré su contribución a la política y le facilitaré las posibilidades de expresarse, sin intentar bloquear o interrumpir sus explicaciones.
  4. No utilizaré ni instigaré a la utilización de las redes sociales de manera agraviante o desleal ni propiciaré que otros lo hagan por mí respecto de mis oponentes, sea con identidad propia o con personalidad fingida u oculta.
  5. Procederé con honestidad en la fiscalización de las elecciones, cuidaré y haré cuidar el voto de mi oponente interno tanto como el de mi propia lista.
  6. No estableceré acuerdos con personas de otros partidos políticos a fin de obtener ventajas sobre mi oponente interno.
  7. Honraré el compromiso con mi partido, por cuya lista aspiro a ser elegido. En caso de acceder al cargo para el que me presento, permaneceré en el bloque de Juntos por el Cambio hasta el final de mi mandato y cumpliré con su plataforma.
  8. Una vez definidos los resultados formalmente, los aceptaré con grandeza de espíritu y unificaré esfuerzos con quien fue mi oponente interno para el triunfo de nuestra coalición.
  9. Cumpliré, antes y después de la elección, con la letra y el espíritu que figura en el enunciado de este compromiso, sus principios y valores.

Fuente: MDZ

Comentarios