oficial

Fiscalía de Estado apelará el fallo que favorece a un empresario que estuvo preso y fue absuelto

El protagonista de un escandaloso caso demandó a la Provincia por 1,2 millones de pesos y el Juzgado Contencioso Administrativo falló a su favor.
martes, 14 de julio de 2020 · 15:39

El empresario sanjuanino que estuvo sospechado de tentativa de homicidio por el violento ataque contra Hugo Naranjo y que luego fue absuelto por la justicia, Eduardo Fornasari, demandó a la Provincia por haber permanecido preso en el Penal de Chimbas y el Juzgado Contencioso Administrativo le dio lugar a su reclamo. La Provincia estaría obligada a pagar una indemnización, pero Fiscalía de Estado -que vela por el patrimonio del Estado- apelará ese fallo judicial.

Aunque todavía no se realizó la presentación oficial en Casación, el fiscal de Estado Jorge Alvo le confirmó a Tiempo de San Juan que la oposición a la decisión de la jueza Adriana Tettamanti se hará, consecuentemente, para tratar de evitar que el Estado le pague una indemnización de 1.185.625 pesos. 

Hace 14 años atrás, el juez Guillermo Adárvez le dictó la prisión preventiva a Fornasari por la supuesta comisión de un delito y por ello estuvo detenido tras las rejas durante un año y tres meses. Finalmente, la Corte de Justicia revocó ese dictamen, lo libró de culpa y lo liberó. 

A la izquierda, Hugo Naranjo y a la derecha, Eduardo Fornasari.

Tettamanti consideró que esa resolución de primera instancia fue infundada y arbitraria, ya que el arresto dejó en evidencia un "apartamiento de los hechos comprobados en la causa y de modo ostensible desde el punto de vista de las normas que regulan su aplicación". En líneas generales, para la magistrado, la detención fue un agravio porque no había elementos de prueba que lo vincularan al ataque que dejó a Naranjo al borde de la muerte.

En sus argumentos, la titular del Contencioso destacó que en el fallo de la Corte se asegura que Adárvez violó la garantía constitucional de juzgamiento en plazo razonable y ello merece un resarcimiento económico para el demandante, quien en la Justicia Civil reclamó una indemnización por daño moral y lucro cesante.  

La causa que revivió con el fallo judicial que favoreció a uno de los protagonistas tiene una trama de novela policial y va desde un brutal ataque de sicarios y sobrevivientes milagrosos hasta suicidios inesperados y un feroz cruce de denuncias entre empresarios sanjuaninos.

 

 

Comentarios