FRENTE TODOS

Las mil y una de la explosiva interna bloquista

Hubo reuniones reservadas, un audio grabado a escondidas y hasta un video casero con una descalificación. En 11 días, el cierre de listas.
domingo, 25 de octubre de 2020 · 11:03

Intermediarios, llamadas telefónicas, reuniones reservadas, audios grabados a escondidas y hasta un video casero destinado al Whatsapp de los dirigentes acusando de “maletero” a uno de los candidatos. De todo tuvo la interna bloquista a tan solo 11 días del cierre de listas previsto para el jueves 5 de noviembre. Hay cuatro líneas prelanzadas aunque habrá que ver cuántas quedan en pie, llegada la hora de la presentación de candidatos en los 22 comités departamentales. Paradójicamente, todos hablaron con todos.  Excepto Luis Rueda y Graciela Caselles, que tienen el diálogo cortado hace meses.

Por el Comité Central de calle Mitre pasaron cuatro corrientes internas para retirar la documentación y preanunciar las intenciones de competir: 

-La Reforma - Lista 23, encabezada por Luis Rueda. El nombre es altamente simbólico porque “La Reforma” alude directamente al búnker original de Federico Cantoni y al diario homónimo. En tanto que en 1923 asumió el primer gobierno bloquista.

-Independencia Bloquista, encabezada por el concejal capitalino Jorge Godoy. Es quien encarna la propuesta de Graciela Caselles, acerca de separarse del Partido Justicialista y competir como oposición desde 2021 en adelante.

-Renovación Bloquista, liderada por Pedro Raúl Medina.  El ex ministro de Salud vuelve a la carga aunque ha mantenido conversaciones con los dos sectores anteriores por igual, detalle que será revelado más adelante.

-Bravo Conducción, con la reaparición del dirigente rawsino José Anselmo Aballay, apadrinado por Juan Domingo Bravo. Quedarse con este sello histórico también tiene mención aparte, porque la otra mitad de la familia heredera de Don Leopoldo está con Rueda.

Rueda se había presentado inicialmente como el sucesor natural de Graciela. De hecho, el actual subsecretario de la Unidad Gobernación creció políticamente durante la presidencia partidaria de Caselles. Pero la relación se fue deteriorando y hoy su enfrentamiento está a la vista, sin disimulo. La diputada nacional está acompañando la postulación del concejal Godoy y buscando sumar voluntades entre los bloquistas que históricamente rechazaron la alianza con el peronismo.

En el medio quedaron las otras dos corrientes, que han mantenido contactos hacia uno y otro lado. Esto fue confirmado por tres fuentes consultadas de distintos sectores cada una. Fueron reuniones reservadas con resultado… incierto. A través de un emisario, Rueda aceptó recibir a Medina para conversar sobre una eventual unificación de listas. Hubo un tercero en esa oficina, que actuara a modo de testigo. El arranque de la charla fue bastante áspero. El joven pocitano tenía algunos reproches que hacerle al médico, por declaraciones agresivas que había proferido públicamente en alguna radio, poniéndole el mote de “bloquista-peronista”. Pero fueron bajando los decibeles.

El ex ministro de Salud le propuso al secretario privado del gobernador que acceda a acompañarlo, es decir, que decline su candidatura a presidente del partido. Rueda lo rechazó en seco. Lleva dos años preparando esta campaña interna, cosechando apoyos en los 19 departamentos. No tiene motivos para subordinarse a Medina. Sin embargo, quedaron en seguir dialogando. Pero esa cordialidad forjada con tanto esfuerzo duró muy poco.

También con intermediarios mediante, Medina recibió en Villa del Carril al concejal Godoy. Según trascendió, el veterano dirigente reveló su encuentro con Rueda y manifestó que no tiene intenciones de acordar con esa línea. Nuevamente, le pidió al candidato casellista que se baje y que lo acompañe como candidato a vice. Tampoco tuvo suerte con el planteo.

Igualmente Godoy salió de la reunión con la sensación de que terminarán sumándose mutuamente. Que Medina, si no llegara a prosperar su postulación, terminará mandando a su tropa para que colabore con la lista que impulsa Caselles. Entonces, de llamarse Independencia Bloquista, pasaría a denominarse Independencia y Renovación Bloquista o similar, como símbolo de esta confluencia.

También tuvo sus dimes y diretes Juan Domingo Bravo. El combativo hijo de Don Leopoldo fue uno de los más férreos opositores a la alianza con el PJ. Incluso confrontó con su hermano Leopoldo Alfredo por ese motivo. Recientemente regresó de Buenos Aires y se activó. Mantuvo conversaciones con Caselles y con Rueda, en ese orden. Y protagonizó un escandaloso cruce en una reunión partidaria, que involucró a su cuñada, Laura Adámoli, hoy enrolada en las filas del joven secretario del gobernador. 

Todo esto quedó grabado en un audio de 7 minutos y 7 segundos que circuló de teléfono en teléfono. Ese registro por momentos se torna difícil de entender, porque evidentemente quien lo tomó tenía el celular en un bolsillo.

Fue en una cumbre del ruedismo en el Comité Departamental de Santa Lucía, de la que se enteró toda la militancia. Había referentes de cada rincón de la provincia. De pronto se hizo presente Juan Domingo y tomó un lugar en la cabecera. Allí pidió el uso de la palabra, reveló su charla con Graciela y propuso, micrófono en mano, que “firmemos la separación del frente con el justicialismo”. El chimbero Andrés Chanampa lo observaba detenidamente, pero decidió no interrumpirlo. Una vez que Bravo finalizó su alocución, y cuando el resto de los presentes había resuelto no contestarle, saltó la viuda de Leopoldo Alfredo.

“¡Yo personalmente te invito a que te sumes a este proyecto!”, le dijo a su cuñado. “¿Qué proyecto?”, le contestó él delante de un auditorio atento. “¡Unir el partido!”, reclamó ella. Entonces, ahora sí intervino Chanampa, con un tono un poco más elevado. Terminaron gritando mutuamente, a punto tal de que se dificultó entender la trama de la discusión. Pero sí se alcanzó a distinguir una frase textual del chimbero: “¡No da la cara Graciela Caselles!”. Hubo aplausos y Bravo se terminó retirando, seguramente con la certeza de que ahí no había nada más que hablar.

Lo que pocos saben es que antes de ese episodio, Bravo y  Rueda habían tenido una serie de comunicaciones telefónicas que terminaron mal. Había intervenido Alejandro, el hermano menor de Juan Domingo. Él mismo le pidió a Rueda que accediera a tener una charla, para acercar posiciones. El secretario del gobernador lo llamó finalmente y acordaron reunirse el lunes siguiente. Pero en el medio pasaron cosas. El domingo una entrevista en Radio La Red desbarató el encuentro.

En esa nota, Juan Domingo se despachó con críticas a Rueda por su cercanía con Uñac. Y como las noticias vuelan, no tardó mucho en llegar la amarga novedad a oídos del joven pocitano, que de inmediato abortó el encuentro pactado. Pero eso no fue todo.

En las jornadas subsiguientes circuló un video de celular, en el que Bravo grabó un mensaje de 1 minuto 11 segundos de duración en el que tildó de “maletero del gobernador” a Rueda, casi equiparándolo a un botones. El gesto de menosprecio fue la gota que colmó el vaso. Hubo una última charla telefónica entre ambos, definitiva, con pase de factura por “falta de códigos”. Caso cerrado.

Igualmente Juan Domingo regresó a Buenos Aires. Su espacio tiene la documentación para presentar listas, pero reunir candidatos para Comité Central, Comités Departamentales y Convención en los 22 distritos resulta una tarea titánica y casi imposible, si entre Rueda y Caselles ya acapararon (casi) todos los dirigentes disponibles. En una posición similar quedaría Medina.

Godoy cuenta con el respaldo político y operativo de la diputada nacional, que personalmente está teniendo conversaciones con dirigentes de un amplio abanico, incluso con quienes llevaban años sin verse las caras. La decisión de ella de tomar distancia del PJ le abre nuevamente la puerta a esos sectores disidentes. A esta altura, tanto el espacio de Medina como el de Juan Domingo Bravo podrían considerarse más cerca del concejal capitalino que de Rueda.

De todos modos, Rueda ostenta el respaldo de los tres intendentes bloquistas de la provincia: el iglesiano Jorge Espejo, el angaquero Carlos Maza y el zondino Miguel Atampiz. También están con él los tres diputados de la Legislatura: el iglesiano Mauro Marinero, el zondino Edgardo Sancassani y el chimbero Chanampa. Además, el actual presidente de la Convención Bloquista dijo días atrás que tiene el apoyo de “todos los concejales menos uno”, en referencia a Godoy en Capital.

El día de la verdad será el próximo jueves 5 de noviembre, cuando tendrán que presentarse las listas completas. Si la pandemia lo permite y el Comité Covid-19 lo autoriza, el 29 de noviembre deberían llevarse a cabo las elecciones partidarias, con urnas, cuartos oscuros y escrutinio. Aunque resulte difícil imaginar un protocolo que pueda conjugar todo lo que involucra un comicio, así está estipulado en el calendario establecido. 

De todas maneras, para que haya votación primero tiene que haber más de una lista en carrera. Y eso está por verse.


 

Comentarios