Robert Garcés/Calingasta

"Fallé en no estar con la gente"

El intendente más verborrágico, y 'orgulloso de serlo', de la provincia, Robert Garcés, responde sobre su llegada a la provincia, a Calingasta y a la política. Conocelo.
viernes, 20 de abril de 2012 · 10:23
-¿Cómo llegó de Uruguay a Barreal?

-Llegué como empresario, para poner en marcha un emprendimiento de plantas aromáticas y medicinales.

-No tenía nada que ver con la política…

-No. En realidad vine de Buenos Aires a San Juan en 1982 y en 1985 estaba armando acá la finca, venía en los momentos de siembra, me quedaba 15 ó 20 días. Después me quedaba más y en 1987 me eligieron presidente de la comisión pro camino Barreal-Los Berros que ya era estratégico entonces.

-¿Por qué su empresa eligió Barreal?

-Porque lo estudiamos y es el mejor microclima del país, se decía que era Merlo pero las condiciones de Barreal hacen que la calidad de los productos sea de competencia internacional.

-¿Cuándo llegó a la política?

-A mí siempre me gustó la política. En 1995 me convocó el licenciado Escobar, yo quería ser candidato, al PJ me afilié antes del ’95 porque trabajábamos para el partido. Antes del año 1994 yo me había hecho ciudadano argentino, yo nací en San José, pegadito a Colonia y Montevideo. Mi viejo sigue allá.

-Y en el primer intento ganó la Intendencia…

-Yo acepté participar como candidato por el Frente de la Esperanza, éramos 5, logré triunfar como intendente y asumí en 1995. Yo me tenía fe y me sumaron los demás con la ley de lemas.  Ahí goberné hasta 1999.

-¿Cómo fue la primera vez?

-Fue buena por un lado y por otro terminó mal con el corte del camino a Calingasta para hacer Los Caracoles, me la llevé de arriba y cometí el error de no ponerme del lado de la gente de Calingasta. Fallamos con eso.

-¿Qué le decía usted a Escobar?

-Hacíamos muchas gestiones y yo fui a su oficina  hasta con el Concejo Deliberante, tuvimos muchísimas reuniones, el error es no haber tenido una alternativa de camino, no se planificó el camino antes de la obra macro.

- Y le pasaron factura en las otras elecciones…

-Sí, pero pasaron 8 años y volvimos, creo que la gente hizo un reconocimiento a la gestión interna, nos comimos esta cuestión externa por una cuestión del gobierno provincial. En 1999 perdimos la reelección por 480 votos contra todo en contra, estaba la Alianza. Después en 2003 por internas nuestras perdimos las elecciones por 146 y en 2007 gané por el 46% y en 2011 por el 58%.

-¿Son muy diferentes las tres gestiones?

-La que pasó tiene una diferencia sustancial por el apoyo permanente del gobierno nacional y provincial.

-¿Se sentía huérfano con Escobar?

-Todos se sentían huérfanos y a nivel nacional tampoco se bajaban tantos planes. Ahora Gioja nos ha dejado hacer y nos ayuda.

-En Calingasta debe ser difícil gobernar distritos tan separados…

-Sí, eso tiene un costo, las poblaciones dispersas hacen un gasto adicional, tenemos que hacer llamados larga distancia, tenemos la desgracia de no tener cadenas de supermercados. Cuando cortaron el camino, el comerciante buscó como alternativa a Mendoza. De Barreal a San Juan por Las Burras había 300 kilómetros y a Mendoza, 210. Eso permitió mantener precios pero fue una situación horrible, una equivocada decisión de alejarnos de la provincia.

-¿Qué cosas quiere hacer en Calingasta antes de irse?

-Terminar el Corredor Andino Minero hacia el Sur y Norte, ahora se termina el estudio de Villanueva - Bella Vista. Está avanzado lo que queda de Pachaco, y es importante porque el camino a Calingasta debe quedar terminado, los calingastinos merecen una reivindicación. Con el gobernador estamos remediando un error político del pasado que como yo fui partícipe sería un orgullo terminar. Además, me gustaría satisfacer la demanda de viviendas y agua potable.

-En las próximas elecciones no puede ser candidato a intendente ¿Dónde se ve?

-Todo dirá. La que me queda es ser diputado, no le voy a escapar al tema si me lo piden, pero siempre me gustó más lo Ejecutivo, no sé si quisiera ser ministro, pero gobernador puede ser. Llegado el momento, veremos. Experiencia hay, porque yo fui 4 meses director de turismo de la provincia y de 2004 a 2007 fui subsecretario de Desarrollo Comunitario.

-En Casa de Gobierno tiene fama de verborrágico, ¿eso lo enorgullece o lo pone en apuros?

-Me siento orgulloso de ser verborrágico, me gusta la gestión y también me gusta contarla.

FICHA PERSONAL

-Nombre: Robert Raúl Garcés.
-Edad: 53 años.
-Apodo: “me dicen ‘Bocha’ porque cuando nací era bien rubio y peladito, pero son los menos. José Luis (Gioja) primero me decía así y ahora me dice Robert, no sé por qué”.
-Una película: “no soy muy de ver películas”.
-Un libro: “hace muchos años estudiaba mucho a un español de apellido Muñoz que enseñaba sobre cultivo de plantas aromáticas”.
-Un vino: Malbec.
-Una comida: “me gustan las pastas, sobre todo los ravioles”.

Comentarios