Caso de la “Viuda Negra”

Hallan restos de un sedante en el jubilado que apareció muerto en Chimbas

Esto fortalece la sospecha que fue drogado antes de morir, pero no es suficiente. Falta determinar qué sustancia era y qué cantidad encontraron en su cuerpo. Y lo principal, de qué murió.
viernes, 25 de septiembre de 2020 · 23:05

Apareció un dato revelador que fortalece la sospecha que el jubilado Carlos Luis Arena fue drogado antes de morir. Fuentes del caso señalaron que los estudios forenses permitieron hallar restos de un sedante en su cuerpo. Ese indicio que puede ser clave en el caso que tiene como principal sospechosa a una llamada “Viuda negra” por la muerte del anciano de 77 años, quien desapareció el miércoles 16 de este mes tras cobrar en un banco y fue encontrado sin vida el domingo último en un descampado de Chimbas.

Todavía falta mucho, explicó un investigador, que señaló que aún queda lo más importante: conocer la causa de muerte de Carlos Luis Arena. Lo que está claro, de acuerdo a los primeros informes del Laboratorio de Investigaciones Forenses, es que el cuerpo del jubilado no presentaba heridas de golpes, puntazos o de arma de fuego, informó un investigador. Ahora tratan de determinar si murió envenenado o intoxicado por alguna sobredosis medicamentosa. También puede que eso no haya sido la causante directa de su fallecimiento, pero pudo provocar un estado de indefensión o malestar en el abuelo y que luego éste se bronco aspirara, se ahogará o sufriera un infarto, señaló una fuente judicial.

Por eso es importante establecer qué tipo de ansiolítico y qué cantidad de esa sustancia tenía en su cuerpo como para establecer si tuvo incidencia o no en su muerte, aclararon. Por otra parte, existe la posibilidad que esa sustancia encontrada en su cuerpo sea producto de los medicamentos que habitualmente tomaba el anciano.

Por el momento la principal sospechosa es Irma del Rosario Calivar, una mujer que usa la típica maniobra de las llamadas “viudas negras” para engañar a hombres, drogarlos y despojarlos de su dinero. Marcos Bustos, su marido, también está preso en el marco de esta investigación que lleva adelante la jueza Gema Guerrero en el Segundo Juzgado de Instrucción.

Calivar tiene una condena de 3 años de prisión en suspenso por 6 robos cometidos –con la misma metodología- contra jubilados, todos en 2018. Cuando la detuvieron, le encontraron dos blísteres con pastillas ansiolíticas.

La sospechosa. Esta es Irma Calivar.

En el caso del jubilado Carlos Luis Arena, está comprobado que la mujer entabló una charla con el abuelo en el banco de calle Las Heras, la mañana del miércoles 16 de este mes. Las cámaras de seguridad captaron el momento en que salieron juntos, según la Policía. Creen que lo sedujo o lo engañó para irse con él hasta el centro sanjuanino y lo convenció que tomaran un café u otra bebida en una confitería. La sospecha es que, en un descuido, le puso un sedante en vaso o taza.

Lo presunción es que llevó al anciano a Chimbas, quizás éste ya estaba dopado, y que allí le sacó los 17.000 pesos que había cobrado. En realidad, no se sabe qué pasó y si el anciano se les murió o falleció después de que deambular por un rato en esa zona.

Comentarios