Lamentable

En un año, dos niños fallecieron y 16 fueron gravemente heridos por ataques de perros en San Juan

En septiembre de 2019 había sido el anterior antecedente de una víctima fatal luego de que un niño de 2 años fuera atacado por una jauría en Marquesado. Desde aquél momento hasta hoy, 16 niños sufrieron graves lesiones en distintos episodios.
lunes, 14 de septiembre de 2020 · 20:37

El caso de la pequeña Rebeca que estremeció a la provincia este lunes trae al recuerdo otra tragedia ocurrida hace poco más de un año, cuando un niño de 2 años murió atacado por una jauría en Marquesado. En el medio, hubo al menos 16 niños sanjuaninos que también fueron atacados salvajemente por este tipo de animales.

Los ataques de perros preocupan a San Juan desde hace un tiempo, con varios episodios registrados en lo que va del año. Algunos trágicos y otros que pudieron resolverse sin mayores sobresaltos, pero que, sin lugar a dudas, es una problemática que todavía tiene sus zonas grises a la hora de buscar a los responsables o al menos tratar de prevenir estos desafortunados eventos.

El caso más resonante del último año fue el de Sahir Peñaloza, un bebé de dos años y diez meses que el 4 de septiembre de 2019 fue atacado por una jauría de perros cuando jugaba en la puerta de su casa en el callejón Tello, Marquesado. En esta causa, en la que el niño perdió la vida, figura solo como imputado y hasta fue indagado el supuesto dueño de los perros, quien les daba de comer.

El 12 de noviembre de 2019, dos chicas de 6 y 12 terminaron en el hospital luego de que un can las atacara mientras jugaban en calle Rastreador Calivar, Rivadavia. El animal habría atacado a una de las menores en el antebrazo derecho y en la pierna izquierda, y a otra de las niñas la mordió en el rostro alarmando a los vecinos de la zona que lograron separar al perro de las pequeñas. Luego la madre fue quien las llevó hasta el Marcial Quiroga y posteriormente fueron derivadas al Rawson donde les realizaron curaciones.

El mismo día ingresó al nosocomio un hombre con su hijo de 11 años, dando a conocer que también había sufrido un ataque por un perro en cercanías a su casa ubicada sobre calle Colombia, en Capital. El niño llegó con heridas profundas en uno de sus muslos, pero por el rápido y efectivo accionar de los médicos fue despachado sin ningún problema.

Un mes más tarde, el 11 de diciembre, momentos de mucha tensión se vivieron durante la noche en el barrio Conjunto 7, en Chimbas, luego de que un niño de apenas 1 año y 7 meses fuera atacado por un perro. El animal le causó fractura de cráneo y diversas fracturas en el resto del cuerpo. El menor terminó internado en grave estado en el Hospital Rawson.

El 2020 también tuvo varios casos similares. El 16 de enero, un chico de 13 años fue víctima de un ataque y, como consecuencia, debió ser trasladado al Servicio de Urgencias del Hospital Rawson con heridas en la cabeza, en el cuello y en la mano derecha. El episodio ocurrió en una vivienda del Barrio Portalba II, en Rivadavia.

El 5 de marzo dos hechos aislados pero similares volvieron a poner en el centro de atención el abandono y falta de cuidados de animales. Es que dos pequeños chimberos fueron atacados en la vía pública por perros y terminaron desfigurados y en el quirófano. El primer caso fue el de una nena de 8 años que estaba cerca de su casa en el Barrio Las Calandrias, cerca de las 22, cuando fue mordida en la cara. La madre de la pequeña intervino y al ver la profundidad de las heridas decidió trasladarla al Hospital Rawson. Una vez ahí fue operada y quedó en observación. El otro caso ocurrió en un barrio chimbero, esta vez la Villa Obrera, cuando un bebé de un año sufrió un episodio similar. Según relataron los familiares, caminaba por una calle con el pequeño cuando un perro de gran tamaño lo mordió en la cara. El bebé sufrió cortes que también obligaron a que lo llevaran al quirófano.

También en Chimbas, el 18 de mayo en Villa Mariano Moreno una nena de 6 años fue mordida en la cara. Según precisó fuente policial, la pequeña estaba jugando junto con otros menores y en un cierto momento un perro, se desconoce la raza, mordió el pómulo de la niña. La herida fue muy grave, la nena quedó con un desprendimiento en su rostro. Rápidamente se llamó a personal de emergencias y atendió a la menor. Se le hicieron los primeros auxilios en un microhospital, pero fue derivada al Hospital de Niños para una mejor atención.

El 10 de julio, en la zona de villa San Martín, en Albardón, un niño de sólo 3 años fue salvajemente atacado por un perro y como consecuencia del ataque, el pequeño sufrió heridas en el rostro, la cabeza y las piernas. El niño, de apellido Chirino, tuvo que ser internado en el hospital Rawson.

Días más tarde, el 13 de julio, un niño de tan sólo cuatro años debió ser asistido con heridas en el rostro y en la cabeza en el Servicio de Urgencias del Hospital Rawson luego de ser atacado por un perro en una vivienda ubicada en las inmediaciones de las calles Oro y Tucumán, en Chimbas.

En Capital, el 19 de julio un pequeño de 4 años resultó severamente herido en sus testículos después de que un perro callejero lo atacara salvajemente. Por las lesiones que sufrió, el chiquito debió ser trasladado de urgencia al Hospital Rawson para ser asistido. El hecho ocurrió en horas de la tarde, en calle Salta y 25 de Mayo, cuando la víctima fue sorprendida por el animal mientras caminaba por ese lugar junto a su madre.

El 1 de agosto, dos chicos de 2 y 7 años fueron víctimas del ataque de perros en episodios distintos, aunque por fortuna ninguno sufrió heridas graves. El primero tuvo como víctima al pequeño de 2 años en el interior del Lote Hogar 62, Chimbas. Tras ser atacado por un can fue trasladado al Hospital Rawson donde se le curó una herida en la nariz y otra en el labio superior. Minutos más tarde, un menor de 7 años había llegado acompañado de su padre el Hospital Rawson tras haber sido atacado por otro perro en un barrio de Capital. Al ser revisado por los médicos descubrieron que presentaba excoriación en cadera del lado izquierdo.

Días más tarde, el 6 de agosto, un bebé de 2 años fue brutalmente atacado por un perro en Capital. El can atacó directamente contra su rostro y le provocó graves heridas. Este hecho pasó en el interior del barrio SMATA, en Capital. Al parecer el pequeño fue con su mamá a visitar a su abuela. En un momento, el bebé se quedó solo jugando con el perro y este lo mordió en el rostro.

El 13 de agosto, un pequeño de 3 años sufrió la mordedura de un perro y tuvo que ser hospitalizado. Según manifestaron desde la Policía, el chiquito presentaba algunas heridas en su cabeza. La madre del nene, Laura Toledo, de 41 años, fue la que trasladó a su hijo hacia el nosocomio capitalino. Al llegar, comentó que había sido mordido por un perro. Tenía una herida cortante en cuero cabelludo y herida cortante en mentón.

Hace una semana, el 7 de septiembre, un bebé de un año debió ser trasladado con urgencia al Hospital Rawson para ser asistido por las heridas que presentaba después de haber sido ferozmente atacado por un perro en 25 de Mayo. Según informaron fuentes policiales, la criatura fue sorprendida por el animal que le mordió la cabeza y le causó severas lesiones en la parte izquierda de la misma, por lo que debió quedar en observación en el nosocomio.

El último caso registrado, tuvo un desenlace fatal. En la mañana de este lunes 14 de septiembre, un perro de raza pitbull atacó ferozmente a una nena de apenas 9 años, al punto de causarle la muerte. La pequeña, identificada como Rebeca Lara Agüero, fue rápidamente asistida, pero las heridas que sufrió fueron tan graves que falleció a los pocos minutos.

Comentarios