denuncia

Un jugador de Newell's Old Boys fue acusado de abuso sexual

l delantero reconoció parte de lo sucedido en mesanjes de WhatsApp, pero aún así el juez no ordenó detenerlo.
lunes, 10 de agosto de 2020 · 11:00

Es un pueblo chico, donde todos se conocen. Principalmente entre los jóvenes. En Monte Caseros, provincia de Corrientes, una chica denunció por abuso sexual a un joven de 20 años. Ramón Ledesma es jugador de inferiores de Newell's Old Boys de Rosario, aunque el club, tras conocerse la denuncia, decidió apartarlo. El fiscal pidió la detención y ahora es el juez quien tiene que decidir.

Desde los 14 años el jugador ya no vive en el pueblo, aunque estaba ahí cumpliendo el aislamiento social por la pandemia de coronavirus.

Todo sucedió entre la noche del domingo 19 y la madrugada del lunes 20 de julio, cuando en Corrientes estaban permitidas las reuniones sociales. Un grupo de chicas habrían sido invitadas por otros jóvenes a una fiesta en la casa del jugador de Newell's.

La víctima, de 20 años, era la asignada para manejar, porque no toma alcohol. Según allegados a la joven, ella recuerda haber tomado un trago de bebida donde cree que algo le pusieron, porque después no recuerda más nada y se desvaneció.

Al despertarse estaba en el auto con Ledesma, pero volvió a desmayarse. Por la mañana, su hermana la encontró en su auto, estacionado frente a su casa, del lado del acompañante y a medio vestir. La sospecha es que el acusado condujo el auto hasta ahí y la dejó.

Ella pasó el día con mucho dolor en el cuerpo, pero empezó recordar algunas cosas y le pidió ayuda al Colectivo Feminista de Monte Caseros para hacer la denuncia.

Según las fuentes, la víctima aportó audios donde él no reconoce la violación, pero sí asumiría haber tenido relaciones sexuales con ella en estado prácticamente inconsciente. Se secuestró el teléfono celular de la chica, a través del cual había recibido un mensaje del presunto victimario, vía WhatsApp.

"La exposición que tuvo que pasar, aunque no se dieron los nombres, es un pueblo muy chico y todo se sabe. Ella está con miedo. Estamos a la espera de la detención, hay pruebas importantes y testigos", sostienen desde el Colectivo Feminista.

"Como colectivo reclamamos que se haga justicia. Y que, si hay pruebas, además de la palabra de la víctima, ¿por qué ya no está detenido?", se preguntan.

"Otro gran problema es que lamentablemente nuestro Estado municipal espera oficios judiciales para contener a la víctima, todavía no se ha acercado nadie del área psicosocial de la Secretaría de Desarrollo Humano a contenerla. Solo entrevista psicológica con equipo forense, que no realiza contención sino peritaje", sostienen y agregaron: "No hay comisaría de la mujer ni refugio transitorio ni equipos de profesionales destinados a trabajar y contener en este tema". La víctima, en tanto, casi no sale de su casa. Espera justicia.

La respuesta de "La Lepra"

A partir de la denuncia de la joven correntina y atentos a que la información comenzaba a circular en las redes sociales, díez días después de cometido el hecho, los directivos del club leproso difundieron por medio de la Secretaría de Género y Diversidad de la institución un comunicado oficial referido a la denuncia penal en contra de un futbolista de la Cuarta División, Ramón Ledesma, por abuso sexual que fue notificado en la localidad de Monte Caseros, provincia de Corrientes.

“El pasado martes 28 de julio, el Club Atlético Newell’s Old Boys tomó conocimiento de que un jugador de las divisiones juveniles se encuentra implicado en una investigación penal por el delito de abuso sexual de trámite ante la Justicia de Monte Caseros, provincia de Corrientes”, sostiene el comunicado del club que fue uno de los primeros en suscribir e incorporar un protocolo contra la violencia de género.

“Al momento de transcurrido el hecho denunciado, el jugador se encontraba cumpliendo el ASPO en su ciudad natal desde el 19 de marzo del 2020. En base a lo acontecido, nuestra institución ha resuelto separar preventivamente al jugador del plantel que integraba, hasta tanto se resuelva su situación penal, y adicionalmente nos hemos puesto a disposición de la Justicia interviniente”, continúa.

El texto resalta esta actitud de la institución del Parque de la Independencia, que, por estar “comprometida en crear espacios libres de violencias, discriminaciones y abusos, repudia enérgicamente cualquier acto que atente contra esto”.

Central, Newell’s, San Lorenzo, Vélez, Boca y Racing son los únicos clubes de la Primera División del fútbol argentino que cuentan con un protocolo para casos de violencia de género.

En diciembre de 2019 el club de Avellaneda fue el primer bonaerense en anunciar la implementación de un protocolo, en su caso, a través de un convenio con la Organización de Naciones Unidas (ONU). Pero en Santa Fe, ya en noviembre del año pasado, Central y Newell’s habían puesto en práctica, a través de sus secretarías especializadas, experiencias similares; y un año antes, en 2018, Vélez abrió su área de género.

El club de Liniers, de hecho, impuso una cláusula específica en el contrato del volante Ricardo Centurión, con denuncias por violencia de género en 2017. San Lorenzo y Boca fueron, a inicios de este 2020, los últimos clubes de la Superliga en poner en marcha mecanismos de prevención de este tipo.

En relación con lo ocurrido con Ledesma en Newell’s, la agrupación que acompaña a la víctima sostuvo: “Lo que fue interesante es que del área de género del club se comunicaron con el colectivo para verificar lo denunciado en las redes y bastó eso para suspenderlo”.

Más de

Comentarios