En Los Polvorines

Drogadicto abusaba sexualmente de su hijita de 8 años

El sátiro era buscado por haber violado a una de sus hijas, a quien la penetraba analmente y la obligaba a practirale sexo oral.
jueves, 24 de septiembre de 2015 · 08:37
Un peligroso drogadicto fue detenido por las autoridades policiales, al estar acusado de haber violado a una de sus 4 hijas durante 2 años, desde que la pequeña tenía 8. Además el forajido manoseaba a la criatura, le pasaba la lengua por la cara y la obligaba a que le practicara sexo oral. El tremendo suceso se registró en la localidad bonaerense de Campana y se sospecha que el bestial sujeto, que empleaba un nombre falso, también habría abusado de las otras criaturas. Los servidores públicos localizaron al salvaje individuo en Los Polvorines, en el partido de Malvinas Argentinas.

Los voceros revelaron a Crónica.com.ar que el sujeto, identificado como Jorge Leoncio Chazarreta, de 45 años, fue apresado por los pesquisas policiales de la Coordinación Departamental de Investigaciones de Zárate – Campana, luego de un allanamiento que se realizó en un taller mecánico situado en el cruce de César Bacle y Pedro Medrano, en Los Polvorines.

Trascendió que el hecho se descubrió el 22 de diciembre de 2011, cuando Claudia Leiva, de 39 años, concurrió ante las autoridades y sostuvo que una de sus hijas, le había narrado, entre llantos, que era sometida sexualmente por su progenitor.

La víctima, en esos momentos tenía 10 años, siempre comenzaba a llorar cada vez que su madre abandonaba la vivienda familiar, en la calle Hipólito Yrigoyen, en jurisdicción de Campana, para concurrir a su lugar de trabajo.

Pero esta vez, la nenita se animó a decirle la verdad a la mujer, ya que le señaló que, siempre que se quedaba sola en esa casa junto a su padre, el individuo la violaba para satisfacer sus bajos instintos.

Según consta en el expediente, la criatura le manifestó a la denunciante: "Mamá, yo no quiero que te vayas, porque siempre que no estás, papá me toca y me pasa la lengua por la cara, y después me pone el pito en la boca y me obliga a chuparlo,  y luego también me coloca el pito en la cola”.

Al enterarse de la denuncia que había en su contra, el individuo se dio a la fuga. El sátiro empezó a violar a la nena desde que la chica tenía 8 años.

Un detalle verdaderamente sorprendente: esta denunciante y el depravado convivieron unos 10 años, y tuvieron 6 hijos (4 niñas y 2 varones), que habían sido inscriptos en el Registro Civil a nombre de la mujer, porque el agresor carecía de documento de identidad.

La falta de D.N.I. facilitaba el aberrante accionar y la huida del sujeto, quien se hacía llamar en el vecindario Francisco Ramón Romero.

Además, las autoridades comprobaron que el drogadicto también acostumbraba a golpear a su mujer. Sin embargo la víctima de los castigos nunca denunció los brutales actos de violencia de género.

Intervinieron en la causa la fiscal Eleonora Day Arenas, de la Unidad Funcional N° 3, y la magistrada de Garantías N° 1, Graciela Adriana Cione, ambas correspondientes al departamento judicial de Zárate – Campana.

 

Fuente: Crónica 

Comentarios