Asesinaron a un nene y se presume que fue abusado sexualmente

El menor que fue brutalmente golpeado por la pareja que lo cuidaba en la ciudad Feliz, presentaba signos de abuso sexual. Investigan si la mujer detenida tenía relación con los ritos umbandas.
martes, 15 de septiembre de 2015 · 07:36
El nene de cuatro años que el pasado viernes fue hallado muerto a golpes en una casa de la ciudad de Mar del Plata presentaba signos de abuso sexual, presuntamente cometidos por la pareja que estaba a su cuidado, un joven de 23 y una chica de 18 embarazada de seis meses, ambos detenidos, informaron fuentes judiciales.

De acuerdo al resultado de la autopsia que llegó a manos del fiscal de la causa, Eduardo Amavet, el cuerpo del niño presentaba heridas compatibles con abuso sexual, además de traumatismos en la totalidad de su cuerpo y hematomas internos, que le provocaron la muerte 12 horas antes del hallazgo, dijeron los voceros.

Tras los resultados de la autopsia, el fiscal convocó a su despacho a los acusados Fernando Gronillo e Ivana Toledo, a quienes les informó que la imputación que pesa sobre ambos como coautores del delito de "homicidio cuádruplemente agravado por su comisión por dos o más personas, premeditado, con alevosía y criminis causa”.

"Estamos ante un hecho aberrante”, expresó el fiscal al ser consultado por la prensa local.

La pareja, que está detenida en el penal de Batán, se negó a declarar, tras lo cual su abogado defensor pidió que la joven embarazada pueda salir de prisión para realizarse los estudios médicos de rigor.

Los acusados fueron apresados el pasado viernes en una casa situada en Solis al 4200, de esa ciudad balnearia, donde vivían y cuidaban al niño, que no era su hijo. Según la pesquisa, la joven acusada sería la madrina de la hermana menor del niño asesinado y había quedado a cargo de su cuidado luego de que la madre sufriera un accidente por el cual perdió una de sus manos y además se prendiera fuego su casa.

Siempre de acuerdo a la información suministrada por las fuentes, la madre del niño se alojó entonces en la casa de una ex pareja pero frente a distintos inconvenientes que surgieron durante la convivencia decidió dejar a su hijo al cuidado de la pareja ahora detenida.

Las fuentes dijeron que uno de los puntos que se investiga es si la joven embarazada estaba vinculada con rituales umbandas y si el crimen del niño pudo tener vinculación con eso.

Fuente: Crónica

Comentarios