Camino a la Tierra

Video impactante: toman muestras del exterior del misterioso agujero en la EEI

Los cosmonautas realizaron una caminata espacial de siete horas. Mirá cuál fue el resultado.
jueves, 13 de diciembre de 2018 · 07:30

Dos cosmonautas rusos realizaron una caminata espacial durante la cual recortaron una sección del revestimiento de la nave Soyuz MS-09 para tomar muestras del orificio que causó una caída de presión en la Estación Espacial Internacional (EEI) el pasado mes de agosto.

Oleg Kononenko y Serguéi Prokópiev pasaron alrededor de siete horas fuera de la base orbital realizando esta inusual operación, cuyas imágenes fueron transmitidas en tiempo real al Centro de Control de Vuelos en la Tierra.

"Cortar la nave con un cuchillo hace sangrar mi corazón", comunicó Kononenko al centro mientras abría la capa de aislamiento térmico en busca del pequeño agujero. "Ya, lo estamos viendo", respondió un controlador al otro lado.

Tras explicar que se había formado algún tipo de material lanoso de color negro amarillento alrededor del orificio, Kononenko tomó muestras en la abertura que se enviarán a la Tierra para un análisis más detallado cuando la Soyuz se desacople de la EEI el próximo 20 de diciembre.

A pesar de que el segmento dañado de la nave espacial está destinado a quemarse cuando vuelva a entrar en las capas atmosféricas, Kononenko lo cubrió con material de aislamiento térmico.

El agujero no representa en sí mismo una amenaza para el regreso de los astronautas a la Tierra, ya que está localizado en la carcasa del compartimiento auxiliar y no en el módulo de descenso.

El 30 de agosto, el equipo de la EEI registró una caída repentina en la presión del aire, lo que provocó medidas de emergencia. Pronto se descubrió que la causa de la fuga era un agujero de dos milímetros en el casco de la nave espacial rusa Soyuz MS-09, recientemente acoplada. Para solucionar el problema, el equipo ruso aplicó varias capas de sellador desde el interior.

Roscosmos, la agencia espacial rusa, cree que la nave fue probablemente dañada con un taladro y luego parcheada con un sellador que se degradó en el espacio. Para determinar si eso sucedió en la Tierra o en órbita, se envió a los cosmonautas para que estudiaran el lado exterior del agujero antes de que todos los rastros se quemen durante la reentrada en la atmósfera.

(Fuente: Actualidad.RT)