inflación

En lo que va de 2019, la carne aumentó más en San Juan que en la Nación

Mientras que un informe nacional afirma que el aumento del precio de la carne casi llegó al 15% en los primeros dos meses del 2019, en San Juan la suba llega casi al 40%.
viernes, 01 de marzo de 2019 · 07:00

Según un informe de la consultora Eco Go, el precio de la carne aumentó 7,4% en febrero y en el año lleva casi un 15%. En San Juan las carnicerías también subieron los precios, por ende el consumo disminuyó, aunque aseguran que las compras vienen en caída libre desde hace tiempo.

Desde el Instituto de Promoción de la Carne Vacuna afirman que la suba tiene que ver por motivos estacionales y también a una falta de política estatal que no impulsa la actividad ganadera. El informe calculado por el Indec destaca que el aumento del 6,7% promedio en enero refiere a los cinco cortes que se utilizan en sus cálculos: el asado, la carne molida, la nalga, la paleta y el cuadril.

Según Sebastián Parra, empresario de la carne, el precio de la carne ha aumentado mucho más que lo que detalla el informe de Eco Go: el precio del kilo de media res pasó de valer $110 a principios de enero a costar $150 en las primeras dos semanas de febrero. Esto representa casi el 40% de aumento.

Según el empresario, los motivos por los cuáles aumenta el precio de la carne son varios: las inundaciones en el norte y las sequías en el sur que producen escasez de animales y otros factores como el aumento de la carne y de los insumos. Parra afirma que los consumidores han optado por la carne de pollo y de cerdo, además de achuras, por el bajo precio en comparación con la carne vacuna.

Otra cuestión por la cual el precio de la carne aumenta tiene que ver con una relación de oferta-demanda: los productores venden más a fin de año y en enero las ventas bajan y por eso el precio aumenta.

En otras carnicerías afirman que la gente hoy por hoy pregunta el precio antes de comprar y que lleva menor cantidad que antes. “Eso da una idea clara sobre cómo aumentó el costo de vida, y la carne no es una excepción” afirmó uno de los carniceros consultados.

También aseguraron que lo más práctico para la gente es llevar carne molida ya que es barata y sirve para realizar múltiples preparaciones, por lo que se le hace más redituable. El asado de carnicero, por ejemplo, vale alrededor de $260, mientras que un mes atrás costaba $210. El corte más caro del mercado es el filet, el cual el kilo ronda los $400.