Repercusiones

Para un economista, lo de YPF no puede traer un aumento del combustible

Roberto Quesada analizó las implicancias que podría traer la estatización del manejo de los hidrocarburos en el país. También dijo que se infiere que mejorará el abastecimiento.
lunes, 16 de abril de 2012 · 20:34
“La medida de la Presidenta no puede implicar un aumento del combustible porque sería una medida antipopular y ellos van a controlar el directorio. Puede que se maneje un precio político que adoptan las empresas públicas, que no persiguen un fin de ganancia sino de desarrollo de la economía, aunque entren en déficit”. La frase es del economista sanjuanino Roberto Quesada, quien analizó las implicancias de la medida anunciada por la Presidenta sobre la estatización de YPF.

“Como durante ese tiempo no se hicieron inversiones en exploración y explotación de hidrocarburos, se produjo menos que la demanda por el crecimiento de la Argentina, se infiere que va a mejorar el abastecimiento. No sólo porque a mediano y largo plazo se supone que se trabajará en lo que no hizo YPF sino porque el Estado puede optar por ampliar la importación de combustible también”, agregó.
 
El economista explicó que “lo que se ha anunciado es la estatización del 51% de las acciones que significa el control total de las decisiones que se tomen en YPF. La decisión tomada está basada en que la empresa siga siendo una sociedad anónima regida por la ley 19.550 que regula las sociedades en general en Argentina. Concretamente, esta  va a ser una sociedad anónima con participación estatal mayoritaria, no hay ejemplos actuales de esta envergadura, esto marca un hito en la participación estatal. Este tipo de modelos existieron mucho antes de los ’90, como eran Aerolíneas, Canal 7, Ferrocarriles Argentinos. Esto es volver a lo que estaba antes del noventa”.

Quesada opinó que “era necesario tomar una decisión de esta naturaleza para que se adopten políticas activas tendientes a incrementar la inversión en el sector energético, tanto en exploración como explotación de hidrocarburos. Porque era insostenible para la economía argentina seguir teniendo un déficit energético con el sector externo de la envergadura de lo que ocurrió en 2011 como consecuencia de la importación de gas y los hidrocarburos. Esto se produjo como consecuencia de que las áreas asignadas a YPF que luego le fueron retiradas no fueron exploradas ni explotadas como correspondía”.

El economista agregó que “lo que se no se anunció es de dónde se van a sacar los fondos para las acciones, que para Argentina valen 10 mil millones de dólares y para España valen 18 mil millones de dólares, después de la pérdida bursátil que ha tenido. Si no se ponen de acuerdo en el precio, indefectiblemente va a haber un planteo ante CIADI, el tribunal internacional que arregla disputas de inversiones, que depende del Banco Mundial, donde Argentina tiene muchos planteos hechos por 13 mil millones de dólares y tiene dos perdidos que representan 300 millones dólares”.

Sobre la estrepitosa caída de las acciones de YPF en el mercado bursátil, dijo que “los tenedores de acciones presumen que si lo maneja el Estado, no tendrá rentabilidad y puede hasta ir a pérdida, por eso no tendrán dividendos por tenencia de acciones”.