Luis Chiriboga

FifaGate: Cómo fue la detención del presidente de la Federación de Ecuador

El hombre que comanda el fútbol ecuatoriano desde hace 17 años y tiene mandato hasta 2019, fue acusado por el FIFA Gate y terminó preso en Quito. Meiszner y Deluca negocian la prisión domiciliaria.
domingo, 6 de diciembre de 2015 · 10:04
El Presidente de la Federación ecuatoriana, Luis Chiriboga, es detenidoEl Presidente de la Federación ecuatoriana, Luis Chiriboga, es detenido El dominó del FIFA Gate sigue su curso y la última semana intensificó su velocidad a raíz de una nueva extensión de la denuncia que lleva adelante la fiscal norteamericana Loretta Lynch. Los Presidentes de la Conmebol y Concacaf fueron detenidos en Suiza el jueves pasado y comenzó un andar imparable que terminó con 16 nuevos acusados.

Más allá de las apariciones en la lista de los argentinos José Luis Meiszner y Eduardo Deluca, la imagen más impactante que quedó fue la de Luis Chiriboga, Presidente de la Federación de Ecuador desde hace 17 años y con mandato hasta el 2019. El directivo, que pidió licencia y aseguró que no renunciará a su cargo, se presentó espontáneamente en la fiscalía de Quito para declarar.

Chiriboga, de 69 años, terminó esposado y su imagen dio la vuelta al mundo. La fiscalía local informó que la decisión se tomó para que sea investigado por presunto delito de lavado de activos. En las últimas horas se determinó que siga el curso de la detención con prisión domiciliaria.

Mientras tanto, los argentinos y ex Secretarios Generales de la Conmebol Deluca y Meiszner, negociarán durante todo el fin de semana largo en el país para conseguir la prisión domiciliaria luego de que se expidan sus pedidos de captura internacional.

"Esto lo ha afectado a José Luis que es un hombre de bien y lo vamos a demostrar. No hay peligro de fuga", afirmó el abogado Luis Daher a la radio quilmeña FM Sur, mientras afirman que estaría recluido en su casa ubicada en el country Campos de Roca, sobre la Ruta 2. Deluca, que tiene domicilio en capital, estaría encerrado en una casa en la provincia de Buenos Aires.

Ambos se ampararían en su mal estado de salud y su edad (69 Meiszner y 71 Deluca) para conseguir el objetivo de la prisión domiciliaria.

Quien no tuvo la misma suerte que los dos argentinos fue Manuel Burga, ex mandatario de la Federación Peruana de Fútbol entre 2002 y 2014. Fue detenido ayer por la noche en su casa de Lima y afirmó: "Estoy tranquilo, ya he hecho todas las declaraciones, no he recibido ninguna coima. Tendré que defenderme. Estaba esperándolos, me habían informado que venían a buscarme".

 

(Fuente: Infobae)

Comentarios