Personajes

El primer lavadero móvil del país: la tremenda ocurrencia de un sanjuanino en tiempos de pandemia

Ángel Rojas necesitaba plata y junto a su hermano se puso el primer lavadero móvil del país. Una historia de superación y sacrificio para ayudar a su hijo que tuvo una rara enfermedad.
miércoles, 21 de octubre de 2020 · 09:38

¿Cuántas veces tenías que lavar el auto pero no tenías ganas de ir al lavadero? Con esa premisa dos sanjuaninos pensaron y crearon el primer "lavadero móvil" de San Juan, cuando no del país. Un novedoso método que consiste en ir a buscar a los clientes, en vez de que ellos acudan al establecimiento. 
Se trata de Ángel y Facundo Rojas, dos hermanos sanjuaninos que estaban necesitados de dinero y decidieron ponerse en acción y poner en marcha este innovador servicio en plena pandemia. Así convirtieron a un Renault 12, en el primer lavadero móvil del país. 

Básicamente se manejan por mensaje de WhatsApp, y una vez que pactan el punto de encuentro, el cliente no tiene que preocuparse de nada más. Porque los hermanos Rojas llevan todos los elementos necesarios que tienen los mismos lavaderos y se ponen en acción. "Ni siquiera tienen que poner el agua, porque nosotros llevamos unos tachos grandes para poder lavar", dice Ángel Rojas que habló con este diario y explicó las razones por las cual decidieron innovar en este método. 

"Yo tengo mi hijo que ha estado luchando por su vida y estaba muy enfermo, por eso necesitaba plata. Y si bien ya tengo otro trabajo, necesitaba generar algo más", afirmó en referencia a su hijo que nació con el esófago cortado y tuvo que ser operado en Buenos Aires en más de una oportunidad. 

Lisandro Rojas, que ahora tiene 4 años, es uno de los hijos de Ángel que nació con varios problemas congénitos y en su momento  conmovió a todos los sanjuaninos en las redes sociales con su historia de lucha. Es que el pequeño nació con una serie de dificultades que hicieron necesaria una operación en el hospital Garahan en donde restauraron la función de su esófago.

"No sentía miedo porque sabía que ibas de la mano de Dios”, aseguró su madre en su momento cuando se confirmó que tras meses de cuidados, el pequeño regresó a su casa y ya disfruta de su familia.

En cuanto a la historia del lavadero móvil, su padre dijo que "arrancamos con mi hermano cuando empezó la pandemia y al comienzo se complicaba porque no podíamos salir, pero ahora por suerte tenemos un poco más de 30 clientes que nos llaman", contó con alegría. 
En cuanto a los precios del lavado, el costo es de 380 pesos para los autos y 480 en camionetas, pero hay una promoción inicial de 300 pesos para los primeros lavados. 

"Trabajamos todo el día, paramos un toque para comer, pero después seguimos y vamos a donde nos digan", dijo sobre los horarios del servicio.

 

Comentarios