asesinato en la bebida

La "jodita", la fiesta clandestina donde ocurrió el crimen del 'diablo'

Los familiares de la víctima aseguraron que el sitio donde apuñalaron al joven que falleció es un espacio turbio destinado a la diversión, el descontrol y los excesos.
jueves, 25 de abril de 2019 · 11:50

En el interior de un barrio de La Bebida se desencadenó el crimen a sangre fría que se cobró la vida de un joven de 17 años, por el cual la Policía aún busca al asesino identificado como el 'diablo' -que se escapó-, y los familiares de la víctima fatal -al igual que algunos vecinos- denunciaron de forma pública que los hechos tuvieron lugar en una fiesta clandestina, conocida en el ambiente como la "jodita".  

Tiempo de San Juan habló con los familiares de Jonathan Pérez y éstos aseguraron que el sitio donde el muchacho fue apuñalado en una fiesta ilícita, en el interior de una vivienda del barrio Bernardino Rivadavia. Es que en un principio, se informó que el contexto era una juntada entre conocidos pero la madre y el hermano del asesinado sostuvieron que el marco fue un tanto más turbio. 

"Tienen que terminar esas joditas, donde hay excesos y descontrol. La juventud se pierde en esos lugares ilegales, ahí corre la droga, hay de todo y nadie hace nada. Nos están matando los pibes", expresó María Rosa Pérez quien detalló cómo son las reuniones destinadas a la diversión de los jóvenes de la zona. 

Según comentaron, las "joditas" se organizan todos los fines de semana en diferentes casas y los anfitriones cobran una entrada. Adentro, la venta de alcohol y el consumo de diversas sustancias es un denominador común y quiénes ingresan al 'antro' también son menores de edad.

"Ahí no hay control de nada y siempre terminan con peleas, a veces son puntazos y otras son tiros. Esperaban que hubiera un muerto y terminó pasando con mi negro", agregó la madre entre lágrimas al mismo tiempo que manifestó: "La Policía siempre interviene pero al final cuando ya pasó algo". 

Acorde al relato de los familiares de la víctima y de los vecinos, cada vez que se presentan los efectivos oficiales los dueños de casa niegan que se trate de una fiesta clandestina: "Cuando llegan los policías, mienten y dicen que es un cumpleaños para no tener problemas, pero la verdad es que no es así. Alguien tiene que parar con eso". 

La versión que circula por el barrio, la cual no fue confirmada por fuentes oficiales, sostiene que Gustavo Brizuela -conocido como el 'diablo'- intentó ingresar a la fiesta sin pagar la entrada y como no pudo hacerlo se molestó con los organizadores. En ese momento, salió el 'Mel' -como lo apodaban al fallecido- y fue él quien recibió la bronca, con el puntazo que le atravesó el pecho y le quitó la vida.

"No sé si salió a hablar con él o si fue de casualidad o si discutieron, pero sin darle chance a que se defendiera le tiró la apuñalada. Se la agarró con él, descargó su ira con él", añadió la madre. 

Aunque este dato no se ha podido confirmar por fuentes policiales, la familia aseveró que 'el pare' (como también denominan a la fiesta) fue en una casa situada a pocos metros de la Comisaría 34º. "Por eso ahí nomás llegó la Policía, eran un montón. Pero como digo, llegaron después que pasó todo otra vez", cerró.      

 

Comentarios