INVESTIGACIÓN JUDICIAL

Femicidio en el Médano: le compró un regalo para San Valentín pero la mató

Según revelaron fuentes que instruyen la causa del crimen de Myriam Morales, el acusado la sorprendió con un presente y algo sucedió que desencadenó el sangriento final. La hipótesis de los hechos.
viernes, 29 de marzo de 2019 · 12:45

A un mes y medio del femicidio ocurrido en Médano de Oro, en el que Myriam Morales fue brutalmente asesinada en la casa de sus padres y por el que su ex pareja, Mariano Valdéz, quedó detenido como el principal sospechoso, los investigadores del crimen revelaron un detalle escabroso sobre un elemento que hallaron en la escena del crimen y que sustenta la teoría que el autor del homicidio le había llevado un regalo por San Valentín a la mujer pero la terminó asesinando. 

Es que según revelaron fuentes judiciales, en el mismo lugar donde hallaron el cuerpo de la mujer atacada el 15 de febrero de este año encontraron una torta con una inscripción todavía más llamativa. "Myriam te amo", decía la frase en un cintillo. Personal policial que participó en el peritaje de la escena se llevó como prueba ese regalo que habría recibido la mujer minutos antes de ser asesinada. 

La hipótesis que sostiene una línea de la investigación señala que Valdéz se presentó en la vivienda en la que se encontraba Morales y una discusión desencadenó el brutal ataque y la posterior muerte. En el interior de la casa, la agredió con un cuchillo y le quitó la vida, de un puntazo directo al corazón. Acorde a lo que informaron fuentes cercanas a la investigación, primero la sorprendió con un golpe en la cabeza y luego se abalanzó sobre ella. 

El sujeto que permanece detenido y que ya declaró frente al juez Martín Heredia Zaldo manifestó que entre él y la mujer había una relación sentimental actual, es decir que eran amantes. El único acusado por el sangriento crimen reconoció haber visto a la víctima ese mismo día pero que luego se marchó. Sin embargo, testigos lo sitúan  en las inmediaciones de la escena y otros indicios lo complican. 

Para la familia de la mujer asesinada oriunda de Pocito, la versión de Valdéz es un manotazo de ahogado y resulta una mentira, ya que la relación que existía entre víctima y victimario era de vieja data y él estaba obsesionado con ella.      

 

 

 

Comentarios