Exclusivo

Habló el papá de la joven baleada por el gendarme: "Hoy volvimos a nacer"

Así lo afirmó Francisco Manrique en exclusivo con Tiempo de San Juan sobre el reencuentro con su hija, luego de que le dieran el alta.
miércoles, 27 de febrero de 2019 · 23:11

Emocionado por volver a reencontrarse con su hija tras 10 días de estar internada, Francisco Manrique (60) se despachó con una alegre frase: "Mi hija y yo, hoy, volvimos a nacer". Sencillo pero esperanzador dijo que siempre tuvo fe en que su hija, Victoria, volvería sana y salva a su casa.

Y así fue. Este miércoles en la tarde, y tal como se esperaba, la joven baleada por su ex pareja y gendarme tuvo el tan esperado alta médico. Tras el hecho fue trasladada de urgencia al hospital Rawson, luego la llevaron al Hospital Privado, posteriormente a la Clínica El Castaño; y finalmente, volvió a su casa ubicada en la intersección de calles Cenobia Bustos y Lemos, en el interior del barrio Capitán Lazo, en Rawson.

Acostumbrado a luchar (fue soldado en la pre-guerra del Canal de Beagle), "sabía que todo iba a salir bien, ésta es una lucha más en mi vida", dijo el hombre, quien ya está más tranquilo por volver a estar con su amada hija. Y no sólo él, sino sus 9 nietos y sus hijas, quienes conviven todos juntos en esa vivienda del Capitán Lazo.

Riojano de pura cepa, también tuvo un momento para agradecer a todos los sanjuaninos "porque tuvimos el apoyo de mucha gente. Si bien no soy de acá pero llevo 37 años en esta provincia y me gané el corazón del sanjuanino, por eso estoy muy agradecido", expresó Francisco.

Lo que sí, no se olvidó de nombrar a su ex yerno, fallecido ya, el gendarme Mario Juárez: "siempre tuvimos una buena relación, venía a ver a sus hijas y nos saludábamos bien, normal, no entiendo cómo hizo eso, jamás me imaginé que podría llegar a hacer algo así". 

En cuanto a la cuestión económica de la familia contó que quizás por el momento no la están pasando bien "pero ya vamos a salir adelante. Ahora con mi hija acá puedo volver a mi trabajo". Francisco es encargado de un consorcio y le dijeron que se tomara los días que le fuesen necesario para arreglar sus temas personales y volver en armonía a su lugar de trabajo.

Como él mismo dice, "la pasé muy mal estos días", se lo notó como si el alma se hubiese reencontrado con su cuerpo. Pese a su situación económica, no hay nada más importante que su hija haya vuelto a su casa. "Está conmigo, yo la estoy cuidando y eso es lo más importante", finalizó.

Comentarios