En Pocito

“El Pelado” atacó a cachazos a su vecino y le encontraron casi 200 pastillas de psicofármacos

El hecho ocurrió en el interior del Loteo Santa Ana. En un primer momento detuvieron al menor de 17 años, luego de que los policías fueran atacados por los animales. Cuando allanaron la casa del menor este lunes encontraron las pastillas.
lunes, 23 de enero de 2017 · 12:40
Las autoridades secuestraron gran cantidad de pastillas de psicofármacos en la casa de un menor que fue allanada luego de que tuviera un problema con un vecino y lo atacara con un arma.
 
De acuerdo a lo informado por fuentes policiales el domingo 15 de este mes, el personal de la Subcomisaría Ansilta, a cargo del subcomisario Vicente Álvarez, fue comisionado por el COP a una vivienda en el interior del Loteo Santa Ana, en Pocito. 
 
Según fuentes del caso, cuando llegaron al lugar entrevistaron al damnificado, quien les dijo que su vecino, alias "el Pelado" Aranda llegó hasta la puerta de su casa, comenzó a insultarlo, sacó de entre sus prendas de vestir un arma de fuego y le pegó en la cabeza varios cachazos, provocándole una serie de lesiones.
 
Los policías de la Subcomisaría Ansilta realizaron una recorrida en esa zona y vieron al joven que seguía ocasionando disturbios en la vía pública, molestando a los transeúntes ocasionales con insultos. Cuando "el Pelado" vio a la policía, trató de escapar, haciendo caso omiso a la voz de alto, pero fue aprehendido a los  pocos metros, sin lograr secuestrar el arma que había usado para el ataque. 

De acuerdo a lo informado desde la policía, en el momento del procedimiento los efectivos fueron agredidos y lesionados por las vecinas del loteo y los animales de los mismos, tratando de que el agresor se fugara.
 
Ya en la subcomisaría y al verificar que el agresor es menor (tiene 17 años) se hizo cargo del mismo la Dra. María Julia Camus, titular del Segundo Juzgado de Menores, quien ordenó este lunes el allanamiento para la vivienda del joven, en búsqueda del arma de fuego.
 
En compañía del veedor judicial Nicolás Aubone llegaron a la casa y si bien en la requisa no se halló el arma utilizada por el menor, secuestraron aproximadamente 200 pastillas de en blíster cerrados con el nombre de TRANQUILAN, CLONAZEPAN, TERVALAN y un frasco de RIVOTRIL en gotas.
 
De acuerdo a fuentes del caso, los medicamentos no tendrían recetario alguno y tampoco se pudo justificar la tenencia ni procedencia, estando algunos medicamentos con vencimiento año 2.015.
 
Por este motivo se inició una nueva causa penal, por infracción al Art. 204° Agravado del C.P.A., a cargo del Segundo Juzgado Correccional.  
 
Además incautaron un celular marca LG y una netbook de color negro de marca EXO, efectos que la persona responsable de la casa no logró acreditar propiedad, por lo que no se descarta que sean robados.

En el procedimiento colaboraron el personal de División Comando Radioeléctrico Sur, a cargo del comisario David Carbajal;  personal de Unidad Operativa Ansilta a cargo del oficial inspector Lucas Maldonado; todos bajo el mando del Jefe de la Unidad Regional Sur, comisario inspector Silvio Reinoso.
 

Comentarios