Encontraron los restos de la piba descuartizada

El cuerpo de la adolescente de 16 años que estaba desaparecida en Posadas hace dos semanas, fue encontrado distribuido en 4 bolsas de residuos en varios puntos de Villa Cabello. Su pareja de 34 años confesó que la mató, mutiló y descartó el cadáver en el cochecito del bebé que tenían.
sábado, 29 de agosto de 2015 · 15:09

Los restos de Horacelia Marasca, la adolescente de 16 años desaparecida desde el 17 de agosto, fueron hallados en bolsas de residuos en la costa del arroyo Mártires y en varios puntos de Villa Cabello en la ciudad de Posadas, Misiones.

Martín Monzón, su pareja de 34 años, confesó el viernes, durante un allanamiento en su vivienda, que asesinó y mutiló a la joven delante del hijo de ambos, de siete meses. También reveló que se deshizo del cuerpo sacándolo de la vivienda, por partes y en el cochecito del bebé.

Los restos fueron encontrados en la zona oeste de la capital misionera de Posadas en bolsas de residuos tipo consorcio, informaron fuentes policiales. 

Según dijeron los voceros consultados, las extremidades de la víctima fueron encontradas -anoche- en bolsas a orillas del arroyo Mártires, mientras que otras partes del cuerpo fueron localizadas en una zona más alejada, pero siempre en la ribera de ese curso de agua.

Las bolsas encontradas fueron trasladadas a la morgue judicial por orden del juez que interviene en la causa, Ricardo Balor, en tanto que esta mañana continuaba el rastrillaje en busca de una última bolsa, ya que las fuentes señalaron que el cadáver aún no estaba completo.

La joven había desaparecido el domingo 16 de agosto, según había denunciado su madre Norma Benítez ante la comisaría 7ma. de la ciudad, ubicada a sólo dos cuadras del domicilio de la pareja.

En una primera exposición ante la policía, Monzón había manifestado que no sabía nada del paradero de su concubina, pero llamó la atención tanto de su familia como de las autoridades que la joven se hubiera ausentado sin llevar consigo dinero, ropas, ni -especialmente- al bebé de siete meses que tenían en común.

Finalmente, el jueves de esta semana el juez Balor dispuso la detención de Monzón por la desaparición de Horacelia, y el hombre, quien tenía antecedentes por violencia de género, se quebró y confesó cómo la había matado.

Monzón declaró que tras una pelea ocurrida el mismo día de su desaparición, la apuñaló varias veces, la descuartizó y utilizó el carrito del bebé para sacar sus restos en bolsas en varios viajes.

Comentarios