Lo detuvieron y lo mataron adentro del patrullero

Veinte policías participaron del operativo y deberán declarar ante la Justicia. Cómo fueron los hechos.
jueves, 27 de agosto de 2015 · 09:03
Un joven de 25 años que acababa de ser detenido por una entradera a una casa en la ciudad de La Plata murió de un balazo en la cabeza cuando se hallaba dentro de un patrullero a punto de ser trasladado a una comisaría, informaron fuentes policiales.

Por el hecho, la Auditoria General de Asuntos Internos del ministerio de Seguridad bonaerense apartó preventivamente a los tres efectivos que iban en el móvil, mientras que la investigación pericial quedó a cargo de la Gendarmería Nacional.

La investigación quedó a cargo de la fiscal Betina Lacki, titular de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 2, del departamento judicial La Plata, quien secuestró las armas de los policías que participaron del episodio y tomará declaración a más de 20 efectivos que fueron parte del operativo.

El hecho ocurrió cerca de las 8 de esta mañana cuando el joven fue apresado frente a una casa en la calle 2 y 66, a la cual había ingresado a robar, y se investigan las circunstancias en las que recibió el balazo y la posible participación policial en el episodio.

Según las fuentes, todo comenzó cuando un vecino alertó a la policía sobre un hecho de robo en una casa bajo la modalidad entradera en la calle 2 y 66, por lo que un patrullero con dos efectivos se dirigió al lugar de inmediato.

La policía montó un operativo en toda la zona y logró detener a uno de los dos delincuentes cuando se hallaba escondido en el techo de una vivienda lindera, a quien introdujeron dentro del patrullero con la intención de trasladarlo a una sede policial.

En cierto momento, mientras aún continuaba con la búsqueda del otro sospechoso, el delincuente que se hallaba dentro del móvil recibió un balazo en la cabeza.

El joven fue trasladado de inmediato dentro del mismo patrullero hasta el Policlínico San Martín, donde se le practicaron maniobras de reanimación, pero ya se encontraba fallecido.

Fuentes del área de salud del gobierno provincial detallaron a Télam que el joven de 25 años presentaba un orificio de entrada y de salida en el cráneo, y el horario de su muerte fue las 10.30, luego de haber ingresado pasadas las 9 a dicho centro asistencial.

Un jefe policial que participa de la pesquisa aseguró a Télam que, se secuestró una pistola calibre 9 milímetros que había sido denunciada como robada la semana pasada a un efectivo que presta servicios en el Registro del Automotor de la provincia.
Fuentes de la investigación dijeron que el joven fallecido tiene antecedentes penales por distintos delitos cometidos en los últimos años.

Por el momento, la Justicia analiza distintas hipótesis e intenta determinar la posible participación de policías en la muerte del detenido.

Comentarios