Investigación

Caso Bello: ¿vendedores de droga implicados?

Fuentes allegadas a la investigación confirmaron que declararon algunos testigos, quienes habrían dado cuenta de que el remisero discutió con un dealer en la zona del homicidio, días antes de su desaparición.
jueves, 30 de julio de 2015 · 08:00

La investigación por el asesinato de Pablo Bello continúa su curso, más allá de que oficialmente rige el secreto de sumario. En ese sentido, fuentes allegadas al caso informaron que declararon varias personas cercanas al lugar donde se encontró el cuerpo -una fábrica abandonada en Cerrito al 700- y que, por ese motivo, comenzó a tomar fuerza la hipótesis de que habría vendedores de droga implicados en el homicidio del remisero. 

Al menos hasta finalizar la jornada de hoy, la fiscal María Isabel Sánchez continuará sin realizar declaraciones, dado el secreto de sumario. Sin embargo, El Argentino pudo saber que en las últimas horas declararon varias personas cercanas a la fábrica abandonada donde se encontró el cuerpo y eso hizo que la hipótesis de que en el lugar funcionaría un punto de venta de drogas y que algunos dealers estarían implicados en el homicidio haya tomado un poco más de fuerza. 

En concreto, y si bien la familia Bello apuntó desde un principio a la mujer de la víctima -al asegurar que ella y su nueva pareja, con quien habría engañado al remisero, saben más de lo que declararon- también se mencionó el hecho de que en el lugar donde fue hallado el cuerpo –y que ya había sido allanado el 28 de mayo- funcionaría un negocio de venta de estupefacientes. 

Justamente esto último es lo que comenzó a tomar forma con el correr de los días, según indicaron las fuentes consultadas. Incluso, un testigo con identidad reservada  habría ubicado a Pablo Bello y a un dealer, en los días previos a la desaparición del remisero, discutiendo en la puerta de la fábrica abandonada de Cerrito al 700.

"No encontraron un cuerpo, ni droga, ni nada. Justo ese día la policía no vio nada o los dealers limpiaron el lugar avisados", dijo uno de los allegados a la investigación, que reparó en que ahora se trabajará para comprobar si existe, o no, una vinculación entre el negocio de comercialización de estupefacientes y el crimen del hombre de 38 años. 

 

Fuente: El Argentino

Comentarios