Hablaron las tías de Mía: "Nos vio y nos abrazó"

Familiares de la nena desaparecida luego del doble crimen del Palomar dieron detalles sobre el momento en el que se reencontraron con la menor.
jueves, 19 de noviembre de 2015 · 08:39

 

"El reencuentro en Junín fue hermoso. Ella estaba muy tranquila, nos vio y nos abrazó. Estaba mojada y los vecinos la llenaron de regalos, ropa, zapatillas y juguetes. Ahora está bien, juega y se ríe. Nombra a su mamá y a su hermano pero no pregunta nada", afirmó Noelia, una de las tías de Mía.

Las jovenes hermanas de la mamá también destacaron la actuación policial: "Las pistas falsas sirvieron para que el carnicero no supiera que se lo estaba buscando. La policía trabajó en forma excelente. Jamás perdimos la esperanza, sabíamos que estaba con vida". 

En tanto, sobre Enrique Alcaraz, quien fue encontrado con la nena y es el principal sospecho de los asesinatos, dijeron: "Es un loco, está mal de la cabeza. Estamos seguras que fue él". 

Los voceros consultados señalaron que Alcaraz tiene antecedentes penales desde que era menor, registra varias fugas de hogares, entre ellos, de la Fundación Felices Los Niños, su madre lo había denunciado por abuso de un hermanastro y es fanático del animé japonés.

Mientras que su padre contó a los pesquisas que su hijo pasó el lunes al mediodía -cuando ya se había cometido el doble crimen de Sabrina Martín (24) y su hijo Ian (3)-, por su casa de la calle Arenales al 2500 del barrio El Palomo de la localidad de Libertad, partido de Merlo, para pedirle prestados 300 pesos.

Según uno de los investigadores, Alcaraz conoció a Martín en un cíber de El Palomar donde ella trabajaba, se hicieron "amigos" y "ella a veces lo dejaba dormir en su casa y solía pedirle que se quedara al cuidado de sus hijos, por lo que de esa manera creó un vínculo muy especial y cercano con la nena".

Los pesquisas incluso pudieron determinar que cuando pasaba la noche en la casa del doble crimen, en la calle Murillo 484 de El Palomar, Alcaraz dormía junto a Mía, en la cama de la niña.

Aparte de salir a cartonear con un carro, Alcaraz había logrado conseguir un empleo en la carnicería "La Central", ubicada en la calle José Bianco al 1900 y la rotonda de la plaza de El Palomar, donde el dueño contó que él "adoraba" a la nena y que solía llevarla al trabajo.

Por su parte, Noelia, hermana de Martín, dijo que el hallazgo de Mía "es una alegría, en medio de tanto dolor", al tiempo que negó que el acusado haya mantenido algún tipo de relación sentimental con la joven asesinada.
 
(Fuente: Minuto Uno)

Comentarios