en córdoba

Muere mujer policía luego de ser baleada en la nuca por un compañero

Había sido herida en la Comisaría de Elena, en marzo pasado. El fiscal anticipó que agravará la imputación del autor del disparo.
martes, 08 de mayo de 2012 · 10:51
“No fue un accidente”, repitió Olga Meckler 
(34) a su familia, a su abogado, y al fiscal Walter Guzmán. La agente que fue baleada en la subcomisaría de Elena falleció ayer a las 6.45 de la mañana. Pero, cuando pudo declarar, aseguró que su compañero de trabajo, Gustavo Baranosky, le tiró a matar.

El hecho ocurrió el 14 de marzo de este año durante la noche. Baranosky, que vivía enfrente de la comisaría, pidió permiso a Meckler, que era la jefa de guardia, para ir a cenar a su casa.
Según afirma el abogado de la víctima, Antonio Melano, el policía salió a las 21.30 y a las 
23 todavía no había vuelto. Al parecer, en lugar de ir hasta 
su casa, concurrió a un cumpleaños.

Para Melano, ese fue el 
motivo por el cual Meckler lo llamó por radio y lo reprendió cuando regresó.

Todo parece indicar que Baranosky, hoy imputado por homicidio agravado y alojado en Bouwer, ingresó a la subcomisaría por el patio. Allí, Meckler se subió a una pick up Chevrolet S10 y recibió un disparo en la nuca que, en principio, la dejó cuadripléjica.

Baranosky dijo a sus camaradas que había olvidado la pistola en la camioneta y cuando Meckler se la alcanzó, se disparó. Sus dichos no condicen con pericias balísticas que indican que el disparo fue de arriba hacia abajo.

“Le pegan el tiro a quemarropa, a escasos dos centímetros y en medio de la nuca. Impacta unos centímetros por debajo del lóbulo de oreja izquierda y sale por el costado derecho del cuello. Baranosky mide 1.93 con borceguíes y ella medía 1,62 metros y estaba sentada en 
el asiento del conductor. La dirección del disparo fue descendente, de este a oeste”, detalló Melano.

El abogado explicó al respecto que el delito que ahora se le imputa a Baranosky, de “homicidio agravado” por tratarse de un miembro de una fuerza de seguridad y por el uso de arma, tiene pena de prisión o reclusión perpetua.

Dijo también que la mujer, que es madre de dos hijas, estuvo 51 días internada. En un primer momento logró salir del estado de coma, aunque había quedado cuadripléjica. Y hace unos 10 días sufrió una embolia cerebral “producto también del disparo que había recibido”.
“No hay dudas de que el hecho fue intencional y el fiscal lo pudo escuchar de la propia voz de Meckler y con la presencia de testigos”, enfatizó Melano.

Nueva imputación. El fiscal Walter Guzmán dijo ayer a este diario que la investigación prosigue y en los próximos días se notificará a Baranosky de la nueva imputación (antes estaba acusado sólo de la tentativa).

Adelantó además que se esperan ahora los resultados de diversas pericias, entre las 
que figuran la de una cámara fotográfica.
Se apunta a esclarecer dichos del oficial principal Ezequiel Pedrazza, jefe de la comisaría, quien opinó que el hecho pudo haber sido accidental y tomó fotos de cómo quedó la agente herida.

Se investiga si alguien movió el cuerpo de la víctima o si borraron tomas. Además, se ordenaron pericias a Baranosky. “En su legajo no figura la pe­ricia psiquiátrica”, denunció Melano.

(Fuente: La Voz del Interior)

Comentarios