tras las polémicas

Video: el llanto de Centurión

Ricardo Centurión rompió el silencio en una entrevista y en varios momentos se le cayeron las lágrimas. Mirá
domingo, 10 de marzo de 2019 · 21:19

"Hay algo en la cabeza que no me funciona bien para tomar decisiones en ese segundo. Y vos me preguntás por qué. No sé. Voy y lo hago sin saber que al otro día mi nombre y apellido aparece en todos lados". En un lapsus de sinceridad pura, Ricardo Centurión contó muchos de sus problemas ante las cámaras de TyC Sports. En ese tono, dejó varias confesiones y llegó a llorar por lo que vive tras su alejamiento del plantel profesional de Racing. Mirá. 

"Después de que pasó todo, yo no podía salir a ninguna lado con mi auto. Me señalaban por todos lados. Yo antes llevaba a mi sobrina. Y ahí no podía salir a la calle. ¿En qué mundo estamos? ¿Qué es mi apellido? ¿Tanto vendo? Yo puedo no mirar lo que se dice en la tele, pero mi familia, no. Me daban vuelta en la cara como si hubiera matado a alguien", contó.

"Hace seis años van a hacer desde que debuté. Me encontré con un mundo superior al que estaba acostumbrado. Pero ya pasó mucho tiempo. No puedo poner más excusas. Ya está. A veces no lo supero. Por ahí lo material no me hace sentir feliz. Sí quiero ser jugador de fútbol, jugar un Mundial, pero si me mando estas cagadas, imposible", admitió.

"De Paul vive en mi mismo barrios. Luisito Fariña hizo su vida y su carrera, creció. El único que quedó estancado en esta boludez fui yo. Hay pibes que no tienen mis condiciones, pero agregan otras cosas. Y yo tengo todo para estar, pero a veces estoy mal. Ya no quiero, no siento que estoy haciendo las cosas bien. Y es fútbol. Atrás del fútbol hay una persona. Sé que el hincha espera que uno rinda. Pero hay veces también que el hincha va a descargarse a la cancha", comentó llorando.

"Yo no puedo salir a la calle, que negro villero, no se puede", siguió llorando. "No me quejo si me escupen cuando voy a patear. Pero si me quejo si voy a un restaurante o shopping y que te digan de todo. Esta semana me tomo un taxi y me gritan 'Centurión, pisala ahora'. Si bajo y reacciono, yo tengo la culpa. Estoy más expuesto por eso de que hazte la fama y echate a dormir".

Fuente: Olé

Comentarios