Conflicto Médicos- Gobierno

El Sindicato Médico no continuará con la conciliación obligatoria

Así lo informó Daniel Sanna del Sindicato Médico en una entrevista realizada por Canal 13. Dijo que se decidió dejar de participar y dar por caída la conciliación por la falta de respuestas concretas a los médicos. Mirá las entrevistas realizadas por Canal 13.
lunes, 16 de abril de 2012 · 18:32

Frente a la disconformidad en las negociaciones que se venían realizando entre el Gobierno y el Sindicato que núclea a los médicos, su titular Daniel Sanna informó que se dejará de participar y se dará por caída la conciliación obligatoria que estaba prevista para el jueves. Entre los motivos que dió a Canal 13, dijo que hay una falta de respuesta constante a los puntos que estaban en discusión y la violación a la conciliación por parte del Ministro de Salud, Oscar Balverdi.

Incluso dió detalles de como estaban las negociaciones hasta este momento y dijo que en lo que tiene que ver con el reclamo jubilatorio no han avanzado en nada; en cuanto a la estabilidad de los médicos interinos tuvieron el visto bueno por parte del Ministro de Gobierno, Adrián Cuevas, y del Ministro de Hacienda y Finanzas , Aldo Molina, pero el rechazo por parte del Ministro Balverdi; y en cuanto al tema salarial tampoco avanzaron mucho.

Debido a estos motivos esto retomarán el plan de lucha, que van desde paros hasta otras medidas de fuerzas como exigir a la Subsecretaría de Trabajo la habilitación de los centros asistenciales.

Por otro lado Roberto Correa Esbry, el Subsecretario de Trabajo, se refirió a esta situación en Canal 13. Informó que para ellos está plenamente vigente la conciliación obligatoria porque es un mecanismo de negociación. Además dijo que en la última audiencia, al igual que en las demás, se manifestó la voluntad política de llegar a un buen término y aunque no se consensuara todos los temas siempre hubo tratamiento y propuestas por parte del gobierno. Y remarcó que si el Sindicato Médico no se presenta a la conciliación obligatoria esta acción se considera como un acto de ruptura y violación al proceso de conciliación.