Lo último

La mujer embestida por un policía en Pocito necesita una prótesis para evolucionar: ¿cómo sigue?

Además, hay gran enojo en la familia con el uniformado que la atropelló porque 'ni siquiera fue a preguntar cómo está mi mamá', dijo una de sus hijas.
lunes, 28 de enero de 2019 · 23:08

María Isabel Rodríguez, de 52 años, fue atropellada por un cabo de la Comisaría 34, de La Bebida, Rivadavia, cuando descendía del colectivo, por calle Aberastain, entre Calles 13 y 14, en Pocito, rumbo a su casa. Fue embestida por el efectivo Gustavo Pastrán, de 35 años, el pasado lunes 21 de enero.

Tras el hecho, ambos involucrados fueron trasladados de urgencias hacia el hospital Rawson. Isabel presentaba fractura de pelvis, de pierna izquierda y fractura expuesta de húmero izquierdo. Fue la que se llevó la peor parte. Por su parte, el cabo Pastrán tenía fractura de muñeca izquierda.

Según fuentes calificadas, el cabo ya fue dado de alta hace unos días. No corrió con la misma suerte Isabel quien permanece internada en Terapia Intensiva del Rawson y según su hija, Dayana Pujado, estará por mucho tiempo más ya que necesita de dadores de sangre y de algunas intervenciones quirúrgicas que la mantendrán en cama por un extenso período de tiempo.

Por lo pronto, la mujer ya fue operada de la pelvis ya que "la tenía rajada al medio y se la tuvieron que volver a juntar", relató su hija. Luego será intervenida por sus fracturas en la pierna y el húmero. Pero previo a ello, "le van a realizar un estudio en el cerebro y, para eso, necesitan cortarle con una droga que la mantiene dormida y calma los dolores. Pero necesita de una prótesis para que no sufra tanto al momento de sacarle ese remedio", expresó Dayana. Esa prótesis, según contó, la necesitan con suma urgencia para que pueda evolucionar con mayor rapidez. Esa prótesis será pedida por la familia al Ministerio de Desarrollo Humano.

Por otra parte, Isabel tuvo una leve mejoría en los últimos días "pero la prótesis la va a ayudar para que sea estudiada y operada rápidamente y así evolucionar mucho más. La necesitamos urgente", dijo Dayana a Tiempo de San Juan.

Otra cuestión a descatar es el gran enojo que tiene la familia de la víctima con el policía que la atropelló ya que, según dijeron, no se acercó "ni siquiera a preguntar cómo está mi mámá", afirmó la hija. "No vino a pedir perdón, a dar consuelo a nuestra familia que está destruida por lo que él -por el cabo Pastrán- hizo", finalizó. Ésto publicó en su Facebook:

Comentarios