panorama complicado

No hay hierro en San Juan: proveedores locales admiten el desabastecimiento

La complicación con el stock también se refleja a otros materiales de la construcción, que demoran en llegar hasta 90 días.
lunes, 26 de octubre de 2020 · 15:34

El sector de la construcción en la provincia atraviesa un complejo panorama con el desabastecimiento de hierro, según un relevamiento que realizó Tiempo de San Juan con los proveedores locales de aceros, aluminio y cementos. Esa problemática también se refleja en el stock de otros materiales que demoran hasta 90 días en llegar, después de que se concretan los pedidos. 

Los comerciantes que representan el rubro señalaron que el faltante es particularmente notorio con el hierro, aunque también observan escasez en materiales como el cemento blanco y el yeso. Tras ser consultados por las razones por las que sucede esto, admitieron desconocer el motivo. "Esa misma pregunta nos hacemos nosotros, no sabemos si es una especulación con los precios, con el dólar, con el distribuidor. Lo cierto es que nos vemos perjudicados porque no podemos vender", sostuvo Guillermo Cabrera, dueño de ferretería. 

En otros puntos de venta, manifestaron que el poco stock que les quedó está reservado para clientes que compraron de forma anticipada, pero para vender al público normalmente no tienen hierro. "Hay gente que compró por adelantado para congelar el precio en caso de una suba y es a esa gente a la que le debemos cumplir", destacaron en una conocida empresa dedicada a la venta de aceros. Una vez vendidas esas reservas, habrán agotado el por completo el stock.

Si bien no hay una razón oficial que haya propiciado el desabastecimiento para las fuentes consultadas, que indique en qué parte de la cadena de venta está la retención o presenta complicación, los actores del escenario apuntan a varios factores: el aumento de precios por las variaciones que sufrió el dólar con las últimas escaladas, la cotización en dólar de esos materiales y los efectos de la pandemia en la fabricación de los insumos, con personal reducido y demoras en las entregas. 

A pesar de esas posibilidades que se manejan, hay quienes advierten una especulación de parte de las grandes empresas que producen el hierro, ya que también lo exportan a otras partes del mundo a un mejor valor del dólar; otros, más desconfiados todavía, hablan de una puja entre Nación y los empresarios. 

El tiempo que demora en llegar un pedido se extendió hasta tres meses, dijeron. "Las entregas están retrasadas y muchas veces ofrecen un paquete por las misma cantidad pero de otro material. Eso no sirve, pero así está la cuestión", aseguraron y agregaron: "Por ahí la gente se enoja y cree que uno está especulando o se está guardando los materiales, pero no es así. El problema está con el fabricante". 

Este contexto podría repercutir de forma directa en el cumplimiento de los contratos: primero por la falta de materia prima que frenaría las obras en construcción y luego por el aumento de costos que no estaban contemplados.  

Otra de las complicaciones que se presentó para comerciantes y empresarios sanjuaninos fue el cese de los créditos para adquirir mercadería, algo que resultaba conveniente para los pequeños vendedores. Sin esa facilidad de pago, a más de un se le hace difícil tener el monto por adelantado. "Entre las pérdidas por las bajas ventas y el faltante, el corte de los créditos se suman para empeorar la situación. Por cómo están las cosas, es complejo tener el dinero para hacer un depósito previo", explicó Cabrera. 

 

Comentarios