por reiteradas amenazas

Los barras van ganando: La mujer de un jugador de Sportivo se fue de San Juan

Según confirmó el presidente de Sportivo Desamparados, Ricardo Salvá, la familia de un jugador recibió amenazas y decidió irse de la provincia. Además, el club contrató adicional de guardia policial para las reuniones. El jugador dijo a Tiempo de San Juan: 'Estamos muy mal'.
miércoles, 09 de mayo de 2012 · 12:36

Los barras van ganando. Y sí. Otra vez la misma historia, otra vez un jugador de fútbol recibió amenazas por los malos resultados conseguidos en un campeonato. Otra vez la familia de un jugador terminó con el corazón en la boca por un grupo de inadaptados que no tuvo otra cosa mejor que hacer que increpar a la esposa e hija del capitán de Sportivo Desamparados, Hernán Lamberti, y amenazarlas de muerte.

¿Resultado? "No quiero vivir más en San Juan", le habría dicho la esposa del capitán a su marido. Y así será, hoy viajan a Buenos Aires para quedarse allí. Lamberti volverá tras la mudanza. "Estamos todos muy mal, no voy a hablar hasta mañana cuando vuelva de dejar a mi familia", dijo Lamberti en Tiempo de San Juan.

Por su parte, Ricardo Salvá, presidente del club Puyutano, dijo: "Hemos contratado un adicional de policía para la reunión que tendremos esta tarde en el club y para todas las veces que los jugadores deben venir. Además hablamos con gente del Gobierno para que nos dé una mano con esto. El fútbol es muy exitista y si un fin de semana tenemos un resultado bueno estamos tranquilos toda la semana pero si no es así no podemos dormir".

Además agregó: "Tenemos que transmitirle tranquilidad a los jugadores porque esto les hace muy mal. Cuando David Drocco recibió las amenazas le pusimos custodia pero ahora ningún jugador la tiene".

Salvá también coincidió con las declaraciones de Jorge Miadosqui tiempo atrás, sobre la falta de compromiso de algunos jugadores en el plantel. "Siento que hay jugadores que no tienen compromiso por eso el DT pondrá varios cambios. Pero también sabemos que hay falencias importantes en lo técnico y eso a esta altura nos está haciendo mal".

Para finalizar advirtió que "tenemos mucha fe para el partido que viene. Sé que es una cancha difícil pero esperamos que nos vaya bien".

Comentarios