ESCÁNDALO

Habla el empleado que denunció a un funcionario de la UNSJ: "Me tiró el teléfono y me pegó en la boca"

Victor Agüero, contó cómo fue episodio de violencia que vivió en "El Palomar" con el secretario de Bienestar Universitario y que terminó en una denuncia policial.
martes, 18 de mayo de 2021 · 22:26

Este martes, un trabajador de mantenimiento de "El Palomar", denunció en la Comisaría 4ta al secretario de Bienestar Universitario, Alfredo Daroni, por un episodio de violencia que se dio adentro del complejo polideportivo.

Víctor Agüero, es el nombre del trabajador que habló con Tiempo de San Juan y relató cómo ocurrió todo.

"Yo estaba pegando carteles del espacio de Tadeo Berenguer (candidato a Rector de la UNSJ), lo hice primero el día domingo que es cuando yo trabajo, para que al otro día amanecieran ya pegados", explicó. Habría sido esta pegatina de afiches políticos lo que desencadenó el conflicto con Daroni.

Alfredo Daroni, secretario de Bienestar Universitario, fue denunciado.

Al día siguiente, cuando Agüero volvió al Palomar, se dio cuenta de que alguien había arrancado los afiches y, al consultar con los guardias de seguridad, le confirmaron que Daroni era quien los había sacado, aludiendo que dañaban la estructura y que se encontraban tapando cartelería informativa importante.

"Yo no había pegado ningún afiche arriba de carteles informativos y tenía fotos que lo probaban y se las mostré a los guardias de seguridad", explicó el joven.

Así las cosas, Agüero quedó de acuerdo con algunos militantes del espacio de Rosa Garbarino para volver este martes y realizar la pegatina de nuevo. Según comentó, el objetivo era ver si sólo quitaban los afiches de Berenguer o también lo hacían con los de Garbarino.

"Yo me demoré en la Facultad de Ingeniería y, cuando llegué al Palomar, los chicos de Rosa Garbarino ya habían hecho la pegatina así que me puse a colocar los míos y le di aviso al guardia, para que ponga en conocimiento a Daroni", aseguró Agüero.

Fue entonces, según la versión del trabajador, que Daroni "salió furibundo de su oficina" y comenzó a gritarle que estaba dañando la estructura del lugar.

"Me dijo que estaba dañando la estructura, a los gritos, como loco, y llamó a los directores de Deportes y de Salud para que vieran cómo yo estaba rompiendo el edificio. Los carteles se pegan con cinta de papel para sacarlos después sin problema", remarcó Agüero y se defendió de las acusaciones.

El empleado de la UNSJ explicó que, para comprobar que él no estaba haciendo daño en el edificio, sacó su teléfono celular y comenzó a filmar la situación. "Yo quería grabar para que después no vayan a sancionarme por algo que no hice", expresó.

Fue en ese momento que Daroni le habría gritado: "Vos no vas a filmar nada" y le habría arrebatado el teléfono de las manos.

"Ahí la directora de Deportes le dijo que me lo devuelva, que no podía hacer eso y él me tira el celular, que me pega en la boca y se cae al piso", detalló el militante de Berenguer y agregó que el aparato terminó con la carcaza rota por el golpe contra el piso. 

"Son intolerantes, me hace esto porque no pienso como él", remarcó Agüero y sostuvo que todo se debió a diferencias políticas de Daroni con el espacio que él representa. 

La denuncia fue radicada en la Comisaría 4ta y el celular de Agüero fue secuestrado por la Policía para realizarle las pericias correspondientes. 

"A mí lo que me molesta es que esto se use políticamente. Yo le agradezco a Garbarino el apoyo recibido pero quiero aclarar que no pertenezco a su espacio y no quiero que esto sea un teléfono descompuesto", concluyó. 

 

Comentarios