CASO D'VIAJE

Procesan a dos empresarios sanjuaninos por estafa: uno quedará preso y el otro, libre

La resolución fue del juez Martín Heredia Zaldo, quien consideró que los imputados perpetraron un fraude por más de 5 millones de pesos.
lunes, 9 de diciembre de 2019 · 15:55

Ya ha pasado más de un año desde que el caso estalló en los medios, después de que dos empresarios sanjuaninos fueran acusados de un fraude millonario en perjuicio de más de treinta personas, que compraron paquetes turísticos al exterior y nunca concretaron el viaje. Ahora, el juez que investigó la causa procesó a los dueños de D'Viaje Destinos por estafas reiteradas y dictó la prisión preventiva para uno de ellos. 

Es que después de instruir, el titular del Cuarto Juzgado de Instrucción -Martín Heredia Zaldo- concluyó que hay pruebas suficientes que responsabilizan a los imputados de haber cometido una estafa de grandes proporciones. En ese sentido, a Eric Koller lo procesó sin prisión preventiva mientras que a Federico Vargas -que se encuentra detenido- le extendió la prisión por riesgo a la fuga. 

Lo de Vargas no resulta extraño, ya que permaneció cerca de diez meses prófugo de la Justicia y recién fue capturado hace más de un mes atrás en Santiago del Estero. Sobre él pesaba un pedido de captura internacional. Por su parte, Koller había comparecido ante el juez e incluso presentó su defensa en la declaración indagatoria. 

A la izquierda, Vargas; a la derecha, Koller. Los dueños de la empresa acusada de estafa 

Con al menos 32 víctimas, la estafa superaría los 5 millones de pesos pues el total de la venta de paquetes que la empresa de turismo había realizado era de uno 90 mil dólares. Si bien la gran mayoría de los presuntos damnificados pertenecía al grupo que pretendía Viajar a Panamá para ver al Papa Francisco de cerca, habría familias que también denunciaron a los empresarios porque su viaje pago a Cancún no se hizo. 

Acorde a la parte querellante que representa a los denunciantes, a pesar de que se habían comprado y cancelado paquetes de viajes, la firma que se los vendió se presentó sin los recursos económicos suficientes para concretarlos, tras la suba del dólar. Así, se volvió insolvente y no pudo hacerse cargo. 

Para el abogado querellante Alejandro Berestein, los acusados trasladaron sus acciones a otra firma, a Rojo Turismo, la que -según indicó- les pertenece desde el 2017. "Este manejo deja en evidencia que el incumplimiento del contrato estaba planificado", aseguró y agregó: "Hoy esa empresa funciona normalmente, mientras la que vendió los viajes a Panamá y no cumplió está cerrada".  

 

 

     

Comentarios