tristeza

Encontraron muerto a Don Ruiz, un querido finquero de Valle Fértil

el hombre era conocido por sus productos y porque su propiedad era un lugar clave para los viajeros que iban de San Agustín a Usno. Habría sido una muerte natural por sus problemas de salud.
jueves, 17 de enero de 2019 · 13:00

Valle Fértil se encontró este martes con la triste noticia de Don Vicente Ruiz, un septuagenario que se dedicaba al campo. El hombre era conocido por todos los vallistos y muchos visitantes gracias a que su finca tenía dos atributos: producía algunos de los mejores tomates del departamento y era la posta salvadora a mitad de camino entre Usno y San Agustín. 

Ruiz tenía alrededor de 70 años, tres hijas y era separado. Vivía solo en su campo, ubicado sobre la Ruta 510 y producía tomates, pasto, ajo, cebollas y otros productos para vivir. Desde hace algún tiempo su salud se había deteriorado, pero seguía trabajando solo y muchos vecinos todavía hacían el viaje para comprarle verduras, conocidas por su excelente calidad. 

Fue justamente un conocido el que fue hasta la vivienda, a pedirle que le vendiera pasto, el que lo encontró muerto, al parecer desde hacía varias horas, este miércoles. Al parecer, la salud de Don Ruiz, como todos lo conocían, se había deteriorado al punto que sufrió una descompensación y murió. 

El vecino avisó en la comisaría, donde trabaja una de las hijas del hombre. Según contaron vecinos, el testigo que había encontrado al hombre primero fue recibido por la hija de Vicente, que se encontraba de turno. Finalmente, el hombre pidió hacer la denuncia frente a otro policía, sabiendo quién era la mujer que lo atendió. 

La policía del departamento investiga ahora las cuasas de la muerte, aunque no hay indicios de una muerte violenta y desde hace un tiempo Ruiz sufría problemas de presión, lo que hace sospechar de un problema coronario. Aun así, para tener las respuestas deberán esperar a que vaya un equipo de criminalística del Gran San Juan a estudiar el cuerpo- 

La finca salvadora

La chacra de Don Ruiz era conocida por justo a mitad de recorrido entre la villa cabecera vallista y Usno, en la ruta que va hacia Ischigualasto. Por eso muchos viajeros la tenían como referencia y hasta como refugio. 

"Cuando alguien iba haciendo dedo, muchos le decían que si tenía problemas, no pasaba ningún auto o la ruta estaba difícil, pararan en la finca de Don Vicente, que estaba a mitad de camino, porque más adelante hasta Usno no había ninguna casa", contó Adriana Calivar. 

Comentarios