ONG's denuncian tráfico de animales en Mendoza

La Fundación Cullunche y la Red Argentina Contra el Tráfico de Especies Silvestres se reunieron para implementar medidas contra la venta de fauna.
miércoles, 04 de noviembre de 2015 · 19:58
La Fundación Cullunche y la Red Argentina Contra el Tráfico de Especies Silvestres realizaron un encuentro para tomar medidas sobre las la venta ilegal de animales. 

Según lo que transmitió la Fundación Cullunche a MDZ la comercialización de fauna silvestre es un hecho en el país a través de las redes sociales y diversos foros online. Además existe un gran mercado ilegal en puestos y ferias callejeras sin embargo la ley que protege a los animales es vieja y no contempla penas para estas prácticas por lo que piden que se tomen cartas en el asunto. 

En tanto desde la ONG advierten que la justicia no tiene conocimiento especifico para determinar estos delitos por lo que no se genera un interés social para terminar con la venta de animales exóticos. 

Por este motivo, la Fundación Cullunche junto a  la Red Argentina Contra el Tráfico de Especies Silvestres realizaron el siguiente  manifiesto detallando la problemática:

El accionar de los traficantes

El comercio de fauna silvestre continúa vigente en la Argentina y utilizando en la actualidad muchos medios online, sobre todo la red social Facebook, habiéndose transformado esta red, en una cómplice de ilegalidades, ya que en asociación ilícita cientos de grupos y miles de personas se dedican al comercio ilegal de s especies protegidas y en peligro de extinción de la fauna silvestre.

El crecimiento del comercio de fauna en medios online se debe, entre tras cosas a que los comerciantes relegados de los puestos de venta callejeros se vuelcan cada vez mas a estas formas de ventas.

Las denuncias en el mismo sitio no dan resultados, dado que la Ley de Fauna 22.421 es vieja y no contempla el delito en este marco en estos medios de transacción. A esto se le suma la falta de control de las diferentes direcciones de fauna en estos medios, los problemas de las distintas jurisdicciones y el hecho de que Facebook no tiene un representante en el país con quien nosotros podamos hablar directamente.

El de la justicia

En la mayoría de los casos la justicia en sí, fiscalías en particular y fuerzas de seguridad en general, no tienen conocimientos suficientes sobre la problemática del comercio de fauna silvestre por lo tanto no se genera un interés. Deben comprender que el comercio de fauna, es una actividad que atenta contra el patrimonio nacional y contra la biodiversidad. Que tiene implicancias económicas, sociales, ecológicas, sanitarias y de bienestar animal. Que el comercio ilegal de fauna utiliza los mismos canales e implica en muchos casos a las mismas personas que trafican drogas, armas o personas. Que esta actividad evade impuestos, falsifica, adultera documentación y soborna autoridades.

Por esta misma falta de información, interés y capacitación, es muy difícil conseguir el accionar de las fuerzas de seguridad y sus correspondientes órdenes de allanamientos. Instamos a la capacitación e instrucción en estas importantes áreas, las cuales deben aplicar las leyes en vigencia a la hora de combatir el flagelo del comercio de fauna.

Exhortamos a las autoridades judiciales y organismos nacionales y provinciales competentes al rápido tratamiento de las denuncias y expedientes por caza o venta de restos y/o subproductos de yaguareté (Panthera onca), ambos ilegales, así como de todas las especies nativas protegidas, con particular énfasis en aquellas declaradas Monumento Natural Nacional o en peligro de extinción, y a la búsqueda de condenas ejemplificadoras para los responsables.

El de las Direcciones de Fauna

Las diferentes reparticiones públicas que trabajan en el área fauna en todo el país lo hacen en forma desconectada entre ellas, como también entre los inspectores honorarios y las distintas ONGs que se ocupan de estos temas.

Solicitamos comenzar a trabajar en forma más coordinada y unida entre todos los actores involucrados en la materia, direcciones de fauna, Poder Judicial y ONG como representantes de la sociedad civil.

El de los cotos de caza

Estos establecimientos en general, no tienen ningún tipo de control una vez habilitados y en algunos casos ofrecen animales en peligro de extinción puertas adentro. Son, asimismo, fuente de contaminación por plomo en el ambiente a lo largo de todo el país, particularmente en las provincias de Córdoba, Santa Fe y Entre Ríos con casos concretos comprobados de saturnismo en humanos.

También son fuente de dispersión de especies exóticas invasoras, las cuales son introducidas para estos establecimientos como fue el caso de ciervos colorados y jabalíes a principios de siglo y como en la actualidad el caso de ciervos colorados en la provincia de Mendoza.

Exigimos se trate el proyecto de ley que se encuentra inmóvil en el Congreso de la Nación y por el cual peticionamos la prohibición de nuevos cotos de caza.

Asimismo solicitamos la reconversión de los establecimientos de caza existentes hacia lugares para efectuar actividades fotográficas, senderismo, trekking, avistaje de especies, etc.

De los centros de recepción, rehabilitación y derivación de fauna incautada Exigimos que cada provincia cuente con instalaciones para poder recibir fauna incautada, ya que en la actualidad los animales son llevados a zoológicos estatales o privados, que no cuentan con la capacitación ni estructura para albergar ni tratar a los animales.

El de los Monumentos Naturales Nacionales

Entendiendo que aquellas especies de la fauna silvestre argentina declarados Monumentos Naturales Nacionales (en el marco del Art. 8 de la Ley 22.351) nos competen a todos, exigimos a las respectivas Autoridades de Aplicación que persigan y castiguen con el mayor rigor a quienes atentan contra ellos (caza y/o venta de restos y/o subproductos).

El de la problemática con grandes felinos

Es imperioso hacer estudios de los daños reales que tanto pumas como yaguaretés causan a la ganadería. Así también censos que muestren el verdadero estado de las poblaciones. Pedimos un manejo integrado de estos grandes felinos que no implique su matanza.

Exigimos que se frene las matanzas indiscriminadas y sistemáticas de pumas en las provincias de Neuquén, Río Negro, Chubut y Santa Cruz. Las mismas son organizadas por los diferentes Poderes Ejecutivos sin ningún tipo de Estudio de Impacto Ambiental ni nada que acredite de manera ecológica esas acciones.

Por último RACTES adhiere al manifiesto de RENACE (Red Nacional de Acción Ecologista) y dentro de los temas que le competen, en su capítulo “De la Fauna” el cual dice: “RENACE acompaña la lucha contra el tráfico de fauna silvestre, y denuncia la depredación sin control de la fauna oceánica y continental. La pérdidas de ecosistemas producen desplazamientos de especies hacia zonas urbanizadas generando situaciones como la cacería y matanza sistemática de pumas, habiéndose realizado muchas reuniones y  pedidos, presentado miles de firmas pidiendo la derogación de esas legislaciones desactualizadas y sin embargo, la matanza continúa. Es imperioso hacer estudios serios sobre el daño real que haga este felino a la ganadería, así como censos fidedignos del estado de las poblaciones y medidas integradas de control y planes de manejo que no impliquen necesariamente su matanza”.

Fuente: MDZ Online 
1
1

Comentarios