De Córdoba a San Juan

La Gloria Sanjuanina, un transplante futbolero

Lo que nació como un equipo de fútbol de universitarios sanjuaninos en Córdoba hoy es un club con cinco equipos, incluido uno de mujeres. Rinden homenaje a un grande del fútbol cordobés: el club Instituto Atlético Central Córdoba, apodado La Gloria.
domingo, 18 de marzo de 2012 · 18:25

Por Susana Roldán


Cien. Así, redondito, como la pelota de fútbol detrás de la que corren en cada entrenamiento y en cada partido. Cien socios tiene La Gloria Sanjuanina, un club que nació allá por 1999, cuando un puñado de sanjuaninos que estudiaban distintas carreras universitarias en Córdoba, decidieron juntarse y formar un equipo para jugar en torneos amateur de esa provincia. El nombre lo tomaron de Instituto Atlético Central Córdoba y los colores también: se bautizaron La Gloria Sanjuanina.

Así empezó esta historia. Y de la misma manera que muchos estudiantes volvieron a San Juan trayéndose alguna novia, ellos se trajeron el amor por los colores rojo y blanco y por ese club al que  iban a alentar en su cancha de Córdoba, hinchas adoptivos en una provincia extraña. “Talleres y Belgrano eran más fuertes entonces, nosotros conocimos a Instituto y nos gustó de entrada”, cuenta Marcelo Sisterna, ex presidente de La Gloria Sanjuanina, uno de los históricos del club.

Por aquel entonces, en el grupo había de todo: prospectos de contadores, de abogados, de odontólogos, de médicos y hasta un futuro periodista deportivo. Pero los hermanaba, igual que ahora, las ganas de prolongar la amistad dentro de la cancha, el mismo motivo que ha hecho que La Gloria Sanjuanina se haya transplantado exitosamente a San Juan y que hoy tenga cinco equipos compitiendo en la Liga Profesional y en la Liga de Futsal.

“Esto tiene mucho que ver con el hecho de que éramos y somos todos amigos. Así como nos juntábamos para ir a ver los partidos de Instituto cuando estábamos en Córdoba, nos hemos juntado para viajar e ir a verlo. Nos gusta mucho hacerlo. Y aunque muchas veces no podemos juntarnos para ver los partidos por televisión, lo seguimos permanentemente”, dice Sisterna.
Por ocupaciones personales, el ex presidente (al que apodan “el Chulo”) dejó su función este año y le pasó el mando a Leandro “Coco” Gómez, un marplatense radicado en San Juan que ahora es el presidente de La Gloria. “Pero todo en el mismo marco de la amistad. Las decisiones las tomamos en conjunto”, cuenta el Chulo.

Aunque todavía no tienen una sede propia, trabajan para eso. “Ya estamos con los trámites para la personería jurídica y aspiramos a adquirir un predio. Pero después habrá que construir”, cuenta. Por ahora, los entrenamientos son en el camping de ATSA. Para las reuniones, eligen dos esquinas típicamente sanjuaninas: el café de Ignacio de la Roza y Entre Ríos o el de Mitre y Sarmiento.

Seguir sumando

Los cinco equipos que tiene hoy La Gloria Sanjuanina son los siguientes: La Gloria Sanjuanina, La Gloria Recargada, La Gloria Veteranos, La Gloria Futsal Masculino y La Gloria Futsal Femenino. “Esta es la última novedad que tenemos. Ahora las chicas están en la pretemporada, pero cuando empiece a jugarse la Liga, van a participar y seguro lo van a hacer muy bien”, se esperanza Sisterna. Esta vez, se trata de estudiantes universitarias que cursan sus carreras en San Juan y que comparten la mística, dispuestas a defender los colores rojo y blanco como si fueran leonas.

“Es cierto que nacimos bajo la inspiración de Instituto, pero hoy ya tenemos nuestros propios hinchas. Hay muchos sanjuaninos y sanjuaninas que son hinchas de otros equipos locales, como Sportivo Desamparados o San Martín, pero que también son hinchas nuestros. Eso nos llena de orgullo y alegría”, cuenta el Chulo.

En el blog que refleja todas sus actividades deportivas, también hay noticias de tipo social. Desde los kilos de más que ganaron algunos jugadores en la pasada temporada de verano, hasta los casamientos, donde según se sabe, sobrevive un antiguo ritual: juntarse en el baño, trapo incluido, para corear el nombre del equipo. No faltan los chistes a los que se ausentan de los entrenamientos “por gobernados” y la recomendación de “largar los postres” para rendir más en la cancha.

“Somos básicamente amigos, el deporte es la excusa. Y mantener esa tradición que arrancó en 1999, cuando éramos todos estudiantes, es lo que nos conserva unidos”, cerró Marcelo Sisterna.

Otro hijo

La Gloria Sanjuanina no es el único club que rinde homenaje a Instituto de Córdoba. En Albardón existe el club Instituto de La Laja, nacido con idéntico espíritu. Instituto de La Laja es apadrinado por su homónimo cordobés y compite en ligas locales de fútbol.

Comentarios