martes 22 de noviembre 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Tiempo de San Juan. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
CIPPEC

Sergio Uñac estuvo en la cena "de los discursos incómodos"

El gobernador Sergio Uñac fue al evento que reunió a más de mil invitados entre dirigentes oficialistas, opositores, gremialistas y otros referentes.

Por Redacción Tiempo de San Juan 3 de mayo de 2022 - 09:42

Sergio Uñac participó de la cena anual del Centro de Implementación de Políticas Públicas para la Equidad y el Crecimiento (Cippec) que, tras dos años sin hacerse por la pandemia, volvió y reunió este lunes por la noche a cerca de 1.000 invitados, entre dirigentes políticos del oficialismo y la oposición, funcionarios y ex funcionarios del Gobierno nacional, gobernadores, hombres y mujeres de negocios, diplomáticos y académicos para discutir sobre proyectos de largo plazo, cuando el país se encamina a cumplir 40 años desde el retorno de la democracia.

El sanjuanino, tras el encuentro opinó que hay debates que debe darse la dirigencia política argentina. "Anoche tuvimos la posibilidad de participar en la cena convocada por CIPPEC donde junto a los sectores del empresariado argentino, los secretarios generales de la distintas actividades que representan a los trabajadores de nuestro país, la dirigencia política y la dirigencia académica, tuvimos la oportunidad de compartir una noche después de tanto tiempo de que esto no se podía hacer. Una cena donde hemos discutido, conversado y dialogado sobre presente y futuro de nuestro país, donde desde el CIPPEC se plantearon algunos desafíos que desde la política nos debemos dar, por lo menos dentro del marco de la discusión razonable, sobre los proyectos que transformarían el presente y el futuro de Argentina", analizó Uñac en diálogo con la prensa.

Muchos de los invitados concordaron que diferencia de años atrás, la cena anual de Cippec no se caracterizó por un ambiente de distensión, pese a los encuentros amigables y saludos con efervescencia. En muchas conversaciones predominaron temas sombríos para un encuentro reconocido como un parate para las internas y resquemores de los sectores políticos, empresariales y sindicales. La inflación, el impuesto a la “renta inesperada”, la preocupación por la situación energética de cara al invierno y las peleas entre dirigentes fueron protagonistas de las charlas.

WhatsApp Image 2022-05-03 at 8.56.51 AM.jpeg

Entre los asistentes estuvieron presentes funcionarios de Gobierno y líderes de la oposición. Durante el cóctel, en el que los invitados se reunieron en una gran sala antes de sentarse en sus mesas, hubo un gran interés por interpelar y consultar a algunas figuras, particularmente economistas, entre los que se destacaron Hernán Lacunza, Martín Tetaz y Martín Lousteau. Fueron de los más solicitados por empresarios y dirigentes de cámaras productivas. Se armó tumulto y una cola informal para saludar y conversar con ellos. También asistieron otros economistas como Carlos Melconian, Juan Curuchet, expresidente del Banco Provincia y Luciano Laspina, diputado nacional.

Las consultas se centraron en la falta de rumbo en la economía y el camino que adoptaría la oposición de ganar en el 2023. El sector privado está ávido de señales. Por eso las figuras de la noche fueron los especialistas en temas económicos y productivos de la oposición. No faltaron chicanas por las declaraciones de Gerardo Morales, gobernador de Jujuy (quien estaba presente en la cena) sobre que Juntos por el Cambio todavía “no tiene un plan económico”. Cada referente arma un proyecto con características propias mientras que la coalición opositora se debate temas de fondo, incómodos por el crecimiento de Javier Milei.

Asistieron empresarios de diversos sectores como Federico Braun (La Anónima), Natalio Grinman (Cámara Argentina de Comercio y Servicios), Paula Altavilla (presidente de Argentina, Uruguay, Paraguay de Schneider Electric) y Cecilia Giordano (presidente y CEO de Mercer Argentina). Entre los representantes del mundo del trabajo asistieron Gerardo Martínez (UOCRA), Andrés Rodríguez (UPCN) y Pablo Biró (Pilotos de Aerolíneas).

En el caso de los gobernadores, además de Uñac se vio a Omar Perotti (Santa Fe), Gustavo Bordet (Entre Ríos), Mariano Arcioni (Chuut), Gustavo Valdés (Corrientes), Oscar Herrera Ahuad (Misiones) y Gerardo Morales (Jujuy). Otros presentes: los diputados nacionales Diego Santilli y Rogelio Frigerio; el diputado provincial de Buenos Aires, Emilio Monzó; el embajador argentino en Brasil, Daniel Scioli; los intendentes Martín Llaryora (ciudad de Córdoba), Emilio Jatón (ciudad de Santa Fe), Diego Valenzuela (municipio de Tres de Febrero), Gustavo Posse (municipio de San Isidro) y (San Miguel).

WhatsApp Image 2022-05-03 at 9.08.20 AM.jpeg

En contraste con cenas de otros años, ninguna figura por fuera de Cippec se dirigió al público. En 2019, Mauricio Macri, el entonces presidente, brindó un discurso con hincapié en un mensaje a los empresarios: “Sean la generación que cambie esta historia para siempre”, dijo en ese entonces. En esta oportunidad, Alberto Fernández no asistió a pesar de que fue invitado. Tampoco lo hicieron funcionarios ligados a Cristina Kirchner. En cambio, estuvieron presentes ministros cercanos al presidente como Matías Kulfas, de Desarrollo Productivo, Claudio Moroni, de Trabajo, Juan Zabaleta y Carla Vizzotti, de Salud. Además, asistió Gustavo Béliz, secretario de Asuntos Estratégicos.

Entre los temas de conversación de los referentes del sector privado estuvo la falta de interlocutores claros en el Gobierno, particularmente en temas ligados a la inflación y a la energía, en un momento crítico en ambas materias. Se trata de dos áreas en las que conviven funcionarios ligados a Cristina Kirchner y Alberto Fernández en puestos de tomas de decisión. En el caso de la política de precios, Roberto Feletti, secretario de Comercio Interior y alfil del kirchnerismo responde -técnicamente- a Kulfas aunque han tenido cortocircuitos en el pasado. Lo mismo ocurre entre Martín Guzmán, ministro de Economía y Darío Martínez y Federico Basualdo, secretario de Energía y subsecretario de Política Energética, respectivamente.

En cuanto al impuesto a la “renta inesperada”, un tema consultado a referentes de la oposición, diputados aseguraron que todavía no hay un proyecto presentado en el Congreso y no se avizora un tratamiento en el corto plazo. Algunos incluso bromearon que Guzmán debería apurarse si quisiera “sacar una tajada de las ´ganancias extraordinarias´”.

WhatsApp Image 2022-05-03 at 8.56.51 AM (1).jpeg

Uno de los detalles que no pasó desapercibido fue una nueva política en la organización de los lugares para cenar. Con quiénes se sientan al lado, es decir, con quiénes compartirán la mayoría del tiempo no es una cuestión menor para los comensales. A diferencia de años anteriores, hubo mesas largas y los invitados se sentaron de manera aleatoria, solo distribuidos en seis colores que indicaban dónde sentarse.

Aunque la organización anunció que la intención era fomentar el amalgama entre dirigentes, causó algunas molestias entre los invitados. Por un lado, porque particularmente los líderes del sector privado tenían la intención de sentarse cerca de ciertas figuras del oficialismo u oposición. Por otro lado, porque para algunos causó el efecto contrario al deseado. Cada cual se reunió a comer con quienes ya conocía, aunque -tras los discursos y un plato de carne- los invitados comenzaron a pararse, lo que generó una suerte de segundo cóctel.

Discursos incómodos

El presidente de Cippec y de Accenture Argentina, Chile y Colombia, Sergio Kaufman, fue el primero en hablar, tras una presentación de Iván de Pineda. El tono de su discurso fue crítico. “Hay un diagnóstico que nos duele escuchar, que es repetitivo, porque no sabemos bien cómo salir: la falta de caminos y visiones claras y compartidas en la Argentina. Ni siquiera nos ponemos de acuerdo en qué nos tenemos que poner de acuerdo. Lo escuchamos, lo sentimos, lo vivimos, pero no lo cambiamos y nos sigue doliendo”. A esto agregó que, aunque “parece que estamos en un punto sin salida, un dato inmodificable, debemos volver a plantearlo, porque es el nudo que tenemos que desatar para nuestro futuro”.

Uno de los momentos más destacados de la noche fue el discurso de Gala Díaz Langou, directora Ejecutiva de Cippec. Sus palabras estuvieron centradas en la importancia de “generar acuerdos y recuperar la confianza”. La licenciada en Estudios Internacionales destacó una cifra alarmante: solo un 19% de los argentinos aseguran que confían en el otro, frente a un promedio de 33% a nivel mundial. Este escenario se traslada a la política, dijo Días Langou.

cippec.webp
Gala Díaz Langou, directora ejecutiva de CIPPEC durante su discurso (Foto: La Nación)

Gala Díaz Langou, directora ejecutiva de CIPPEC durante su discurso (Foto: La Nación)

En el marco de Democracia 40, el proyecto que lleva adelante Cippec, Díaz Langou enfatizó en tres problemas estructurales y en las propuestas que desarrollaron desde el Centro para resolverlos. La primera consiste en revisar los regímenes jubilatorios de excepción, teniendo en cuenta el peso que generan en el gasto previsional, el más importante del presupuesto público. Estaba presente durante estas palabras Carlos Rosenkrantz, juez de la Corte Suprema de Justicia de la Nación.

El segundo se refirió a la extensión de la jornada educativa para el nivel secundario utilizando tecnologías digitales introducidas en la pandemia. “Solamente el 16% de los estudiantes termina el secundario en tiempo y forma y con los aprendizajes básicos”, dijo Díaz Langou. Desde Cippec proponen aprovechar el relanzamiento del programa Conectar Igualdad para extender las horas de clase.

El tercer y último se enfoca en la boleta única de papel en el sistema electoral, una propuesta que se espera debatir pronto en el Congreso. Varios dirigentes, entre los cuales se destacó Emilio Monzó, conversaron con múltiples figuras de esta cuestión. El cóctel de Cippec fue terreno fértil para conversaciones sobre apoyos para el proyecto de ley. En este tópico, reinó una sensación de triunfo por un “quorum asegurado” y de molestia con el Gobierno por no declararse a favor de su implementación. “No se entiende para qué. Dicen que no es el momento apropiado. Y si no es ahora, ¿cuándo? Se oponen por oponerse”, comentó en tono de broma un diputado nacional.

El discurso de Díaz Langou provocó emociones encontradas. Mientras que en algunas conversaciones el tono fue de crítica por la “agresividad” de sus propuestas -particularmente la de las jubilaciones de privilegio-, otros opinaron que la incomodidad generada fue positiva y necesaria. De un lado, un diplomático que prefirió la reserva argumentó a LA NACION que “no es de buenos modales insultar a los invitados”. Por el otro, un diputado que también optó por el off confió: “Mejor que moleste. Necesitamos sentirnos tocados”.

(Fuentes: La Nación/Infobae)

Tiempo de San Juan

Suplementos

Contenido especial

Seguí leyendo

Dejá tu comentario

LO QUE SE LEE AHORA
milei, torazo en rodeo ajeno: lo ovacionaron en mexico

Las Más Leídas

Este es el soldado que se estrelló contra un poste en Rivadavia y murió
Mensaje de dolor y pedido de ayuda económica para la familia del soldado muerto en Rivadavia
Mirá quién ganó el Quini 6 de los 1.000 millones de pesos
¿Interna sindical? Así acribillaron al chofer de un ex diputado nacional
San Martín sufrió una baja de peso a dos semanas de arrancar la pretemporada

Te Puede Interesar