Procesados

Conocé a los presuntos estafadores que sacaron $100 mil a dos mujeres en Rawson

Están acusados de conformar una banda que cometió estafas, mediante llamadas telefónicas efectuadas desde el penal de Chimbas. El juez Benedicto Correa los procesó con prisión preventiva.
viernes, 26 de junio de 2020 · 22:50

Uno es preso del penal de Chimbas. El otro un delincuente que también pasó por la cárcel. Y los dos ahora están procesados, con prisión preventiva, como principales acusados de conformar una banda que cometía estafas telefónicas mediante la modalidad conocida como “cuento del tío” y que sacó más de 100 mil pesos a dos mujeres en enero último.

Para la Policía, sus caras ya son conocidas. Uno de ellos es Hugo Alberto Ramos Tejada, de 42 años y con domicilio en una villa de Capital, que de hace tiempo se encuentra detenido y condenado en el Servicio Penitenciario Provincial por este tipo de delitos. El otro es Jesús Rodrigo Calivar Mercado, de 19 años y de Chimbas, quien también cuenta con antecedentes y condena por estos hechos, según fuentes judiciales. Además, éste último fue compañero de celda con Ramos Tejada en la cárcel y salió en libertad el 27 de diciembre del año pasado.

El juez Benedicto Correa, del Quinto Juzgado de Instrucción, dictó el auto de procesamiento contra Ramos Tejada y Calivar Mercado por estafa en perjuicio de dos mujeres. También dispuso que, en el caso del más joven, continúe detenido por sus antecedentes.

Los acusan de conformar una banda delictiva que hacía llamados desde el interior del penal de Chimbas para estafar a incautos con el cuento del pariente enfermo. En ese engaño cayó una mujer de apellido Torioni, quien el 2 de enero pasado recibió un llamado telefónico de un sujeto que la engañó diciendo que era su hijo, que había sufrido una intoxicación y que lo iban a operar de urgencia en un sanatorio de la capital sanjuanina. También le ordenó que reuniera toda la plata que poseía y una toalla, y que llevara el dinero al barrio Mendoza, de Rawson, para entregar el dinero a la supuesta hija de un tal doctor Ocampo. La mujer cumplió las órdenes y llevó 600 dólares y 8 mil pesos a bordo de un remis hasta el lugar indicado. Allí le apareció una joven mujer, que tomó la bolsa que entregó la víctima y escapó en moto con un cómplice.

El presidiario. Este Ramos Tejada.

La misma maniobra sufrió otra señora de apellido Guevara, que sufrió una estafa el 25 de enero último. Le hicieron el mismo cuento, sólo que el embaucador le dijo que la hija del tal doctor Ocampo pasaría a buscar el dinero a su casa de Rawson. Fue así que le pidió la dirección y al rato apareció una chica a retirar el botín. La víctima le entregó 50.000 pesos.

En la investigación realizada por la Brigada de Investigaciones de la Central de Policía, bajo las órdenes del juez Benedicto Correa, determinó que el número de celular desde el cual llamaron a las víctimas estaba registrado a nombre de Jesús Rodrigo Calivar Mercado. También establecieron que las comunicaciones partieron del interior del penal, donde Calivar y Hugo Roberto Ramos Tejada habían compañeros hasta diciembre pasado. Surgen sospechas que antes de diciembre también hicieron llamados, desde ese celular, para cometer otras estafas.

El cómplice. Ese es Calivar Mercado, ahora también preso.

Para el juez Correa, está probado que trabajaban juntos para cometer las estafas. La sospecha es que Hugo Ramos Tejada hacía las llamadas desde la cárcel para engañar a las víctimas y que Calivar Mercado junto a una chica y otras mujeres, no identificadas, se encargaban de buscar el botín del engaño. Ahora ambos están procesados y continuarán presos.

Comentarios